Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

La Biblioteca Nacional de Austria es una joya escondida en este país europeo. (Suministrada)

Hay atracciones turísticas que no requieren presentación: el Coliseo de Roma, la Torre Eiffel de París o el Parque Güell de Barcelona. Son hitos que han pasado a formar parte de la cultura popular con un estatus de imprescindibles tan evidente como las aglomeraciones de turistas que se arremolinan en sus inmediaciones. A veces, el brillo que emanan estas estrellas con luz propia nos despista y nos hace olvidar que hay mucho más por descubrir en las ciudades que las acogen. Por este motivo, Holidu, el buscador de alquileres vacacionales, ha decidido dedicarle un estudio a los tesoros mejor guardados de las ciudades europeas: esos lugares poco conocidos, pero muy apreciados tanto por los lugareños como por los turistas que tienen la suerte de dar con ellos, ya sea por casualidad o por el consejo de un amigo.


💬Ver 0 comentarios