Al llegar al Aeropuerto Internacional de Orlando, estos puertorriqueños cuentan cómo ha sido el trauma de los sismos en la isla.

ORLANDO, Florida.– El vuelo de Jetblue 730 que venía repleto de boricuas desde Aguadilla aterrizó esta mañana en Orlando sin que se escuchara un solo aplauso. Ese ritual muy boricua que consiste en entregarle un sonoro cumplido a la tripulación tras un aterrizaje seguro estuvo ausente en esta travesía.


💬Ver 0 comentarios