García prefiere dejar en manos del pueblo boricua el análisis y decisión sobre el status.
García prefiere dejar en manos del pueblo boricua el análisis y decisión sobre el status. (Suministrada)

Washington D.C.- El alcalde de Holyoke (Massachusetts), el boricua Joshua García, atribuye a su esposa la inspiración de buscar dirigir los destinos de su pueblo, en momentos en que entrar a la política electoral no estaba en sus planes.

García recordó que en una conversación se le preguntó por qué siendo administrador de la localidad de Blandford, a 40 minutos de Holyoke, no aspiraba a la alcaldía de su ciudad natal. Respondió que en su anterior puesto tenía horarios definidos y le gustaba la idea de estar en casa con su familia al terminar la jornada.

Su esposa, Stefany, le indicó que ‘una administración de Josh García es algo más grande que la familia’. García siguió el consejo altruista de su esposa y al otro día buscó los documentos para ser aspirante.

El pasado 2 noviembre, García, de 35 años, ganó cómodamente la alcaldía de Holyoke, de unos 40,000 habitantes y con la proporción más alta de puertorriqueños -44%-, en una ciudad de EE.UU.. Obtuvo el 56% de los votos para vencer a Michael Sullivan, entonces concejal municipal, y convertirse en el primer alcalde puertorriqueño y latino de la ciudad.

García asumió el puesto por vez primera el 15 de noviembre, para terminar el mandato del exalcalde Alex Morse, quien dimitió en marzo de 2021. El 3 de enero, comenzó su término oficial de cuatro años.

García se define como un puertorriqueño de Holyoke. “No nací en Puerto Rico, pero estoy muy orgulloso de mis raíces y de mis relaciones con Puerto Rico”, dijo García, en una entrevista esta semana con El Nuevo Día.

Su madre es natural de Arroyo. Su padre, también boricua, nació en Nueva York. En Puerto Rico tiene familiares en Arroyo y Patillas. Quince de los familiares, que tienen un restaurante en Patillas, cancelaron su gran fiesta de los Tres Reyes Magos en la Isla para asistir a su jura.

En Holyoke, muchos siguen la tradición de los Reyes. Tanto es así que debido a que un número significativo de estudiantes faltaba a la escuela cada 6 de enero, el gobierno municipal decidió hace unos años retrasar el reinicio de clases tras las fiestas navideñas. Este año, las clases comenzaron el 10 de enero.

Por sus tres años como administrador de un municipio, García considera que llegó a la alcaldía de Holyoke con la experiencia necesaria. “No vengo a aprender en esta posición”, dijo García, quien es uno de por lo menos seis puertorriqueños que son alcaldes de localidades estadounidenses.

Garcia quiere fortalecer las operaciones administrativas de Holyoke, promover el desarrollo económico, mejorar la infraestructura y recuperar la administración del sistema escolar, que está en sindicatura estatal desde hace seis años debido a bajo aprovechamiento académico.

“La meta es colaborar con el estado para recuperar el control de las escuelas”, sostuvo.

García estudio en la escuela pública de la localidad y su esposa trabaja como enlace con familias del sistema escolar. Tiene una maestría en Admnistración Pública de Westfield State University.

Justo cuando iniciaba sus funciones y como consecuencia del incremento en casos de COVID-19 por la variante ómicron, la Junta de Salud de Holyoke, con el respaldo de García, emitió una orden temporal que requiere el uso de mascarillas en espacios cerrados. “La semana pasada las salas de emergencia de los hospitales estaban abarrotadas de personas con COVID. Era esperado....Espero que esos números bajen, como ocurrió el año pasado después de las fiestas”, indicó.

Junto a él, fueron electos en noviembre los 13 miembros del Concejo Municipal. Cuatro – José Luis Maldonado Vélez, Israel Rivera, Jenny Rivera y Juan Anderson Burgos-, son boricuas. “La población (puertorriqueña) sigue creciendo”, dijo García.

En su agenda, está llevar una misión comercial y representativa de Holyoke a Puerto Rico. “Quiero cultivar una relación más fuerte y elevar las oportunidades de desarrollo económico”, sostuvo el alcalde.

En momentos en que funcionarios locales en EE.UU. toman posición sobre el status político de Puerto Rico, García deja esa decisión en manos de los que residen en la isla.

“Hay muchas razones por las que creo que la Isla debe ser independiente, pero puedo entender los retos que puede haber para alcanzar plena independencia”, indicó García. Con su familia de Puerto Rico ha discutido el asunto y entiende las razones de los que respaldan la estadidad y las de los que se oponen.

“Le dejo ese debate a la gente que vive en la isla y todo lo que espero es que nuestra gente en Puerto Rico pueda unirse, educarse un poco mejor sobre los temas y toma una decisión sólida sobre lo que creen que debe ser la dirección de la isla”, subrayó García.

Con García son por lo menos seis los puertorriqueños que en estos momentos son alcaldes de una localidad estadounidense. Los otros son: Olga González, Kissimmee (Florida); Omayra Andino, Tuckahoe (New York); María Rivera, Central Falls (Rhode Island); Eddie Moran Reading (Pennsylvania); y Joel Flores Greenacres (Florida).

💬Ver comentarios