Edgar Berlanga fijó la báscula en 168 libras para su combate de este sábado 9 de octubre ante Marcelo Esteban Cóceres. suministrada / top rank
Edgar Berlanga fijó la báscula en 168 libras para su combate de este sábado 9 de octubre ante Marcelo Esteban Cóceres. suministrada / top rank (Suministrada Top Rank)

El peso supermediano Edgar Berlanga había pronosticado a fin de mes que sus últimas dos peleas del año se acabarán por nocaut. Y este viernes, luego de cumplir con la báscula al marcar el peso límite de la división, 168 libras, el fuerte pegador de raíces boricuas dejó claras otras dos cosas: “Voy a comer mucho y mañana va a ser una guerra”.

Berlanga, un potente pegador nato cuyo récord invicto es de 17-0 con sus primeras 16 peleas ganadas por nocaut en el primer asalto, enfrentará al argentino Marcelo Esteban Cóceres (30-2, 16 KO) como parte de la cartelera que protagonizarán este sábado los pesos completos Tyson Fury y Deontay Wilder, en su tercera reyerta en menos de tres años, y la segunda consecutiva desde que Fury se apuntó un triunfo por nocaut técnico en siete asaltos sobre Wilder en febrero de 2020.

La pelea de Berlanga contra el argentino Cóceres, de 30 años y quien pesó 166.5 libras, será por el título vacante de la NABO, y está programada para 10 asaltos. La misma irá al aire por ESPN2 y ESPN+ a las 7:00 de la noche, desde el T-Mobile Arena de Las Vegas.

“Creo que mañana habrá una guerra. Creo que vamos a ir a la guerra… ya sabes, él es argentino y no va a retroceder. Pero yo vengo con el fuego, como siempre”, expresó Berlanga vía telefónica a El Nuevo Día.

En la cartelera vera acción en otra de las preliminares el también boricua Orlando “Capu” González, quien se medirá al dos veces olímpico cubano Robeisy Ramírez. Esta será transmitida por las aplicaciones de ESPN y Fox Sports desde las 4:50 de la tarde. Ambos púgiles marcaron el límite de las 126 libras y pelearán por el título regional pluma de la NABF, a 10 rounds.

Berlanga dijo que confía que la oportunidad de combatir por un título mundial llegue pronto, pero se expresó feliz de que por ahora lo está haciendo por un cetro regional para mejorar su clasificación. Por eso quiere terminar fuerte el año en sus dos peleas programadas, contando la del sábado en la noche, y la del 11 de diciembre ante un rival por determinarse.

“Es importante para mí. Quiero continuar para darle a los fanáticos y a mi gente un show. Fuego como siempre. Mañana va a ser algo explosivo”, insistió Berlanga, en cuya última pelea a finales de abril, tuvo que irse al máximo de ocho asaltos para imponerse por decisión unánime a Demond Nicholson.

“Sí, creo que es un paso hacia una pelea de título mundial. El título regional es algo bueno para mi ranking. Y estoy contento de pelear por ese título”, apuntó.

💬Ver comentarios