Un avión de pasajeros de Southwest Airlines.
Un avión de pasajeros de Southwest Airlines. (The Associated Press)

La aerolínea Southwest aseguró este martes que sus operaciones se estabilizaron, luego de los cientos de vuelos cancelados durante el fin de semana por el supuesto mal tiempo y otras limitaciones que no precisaron.

De acuerdo con la empresa, de los 3,300 vuelos programados para hoy, solo unos 90 fueron cancelados. No obstante, las demoras ascienden a sobre 340, según datos del portal Flight Aware.

Aerostar, la empresa que administra el Aeropuerto Internacional Luis Muñoz Marín (LMM), confirmó a El Nuevo Día que ningún vuelo de la aerolínea con destino o salida desde San Juan (SJU) fue afectado hoy.

“El equipo de Southwest aprecia la paciencia de los clientes y extendemos nuestro agradecimiento a nuestros empleados que han trabajado incansablemente para estabilizar nuestra operación”, sostuvo la aerolínea en un comunicado de prensa.

Asimismo, lamentaron que las cancelaciones hayan lacerado la reputación de la empresa que, a su juicio, se distingue por “los viajes aéreos seguros, confiables y amigables”.

Southwest pidió disculpas a sus clientes anoche mediante otra comunicación escrita, en la que también rechazó que las cancelaciones respondieran a la tensión entre la empresa y Swapa, el sindicato de los pilotos, por la determinación de vacunación compulsoria contra el COVID-19.

“Los desafíos operativos no fueron el resultado de las demostraciones de los empleados de Southwest”, aseguró Southwest.

Mientras, el sindicato denunció que la operación de la aerolínea está frágil por, entre cosas, cosas, la “mala planificación” de los directivos de la compañía.

“Nuestros pilotos están cansados y frustrados porque nuestra operación se está agotando debido a la falta de apoyo de la compañía”, expresó Swapa.

Esta no es la primera vez en que Southwest enfrenta cancelaciones masivas de vuelos, pues durante el verano el escenario se repitió en múltiples ocasiones.

💬Ver comentarios