Los funcionarios deberán cumplir con una serie de criterios que incluyen el tomar seis créditos de cursos por año.
Los funcionarios deberán cumplir con una serie de criterios que incluyen el tomar seis créditos de cursos por año. (Suministrada)

La Administración de Servicios Generales (ASG) creó un centro de educación para capacitar a los empleados públicos encargados de compras, con el propósito de prevenir la mala administración y actos de corrupción.

“Estamos asegurándonos de que nuestros empleados tengan el conocimiento y las herramientas para ejercer sus funciones, con el más alto estándar, en el cumplimiento de las leyes y reglamentos, y garantizando la transparencia gubernamental en todos los procesos”, expresó en un comunicado Karla Mercado Rivera, administradora de la ASG.

La principal oficial de compras del gobierno de Puerto Rico explicó que La Academia, como se denominó el programa de capacitación, contará con una oferta educativa semestral que permitirá la capacitación del personal de la ASG y los enlaces de las agencias gubernamentales, de forma presencial y virtual.

Los funcionarios deberán cumplir con una serie de criterios que incluyen el tomar seis créditos de cursos por año. Estas capacitaciones estarán dirigidas a la utilización de tecnología, procesos de compra y manejo adecuado de fondos públicos en la adquisición de bienes y servicios, según dispone la ley 73 del 19 de junio de 2019.

“La Academia tendrá también la finalidad de brindarle adiestramientos a otros empleados del gobierno y agencias fiscalizadoras”, dijo la funcionaria.

Asimismo, detalló que los ciudadanos que deseen hacer negocios con el gobierno serán orientados sobre los procesos de licitación, errores comunes en las solicitudes y los requisitos a cumplir.

Mercado Rivera presentó el programa junto a los ejecutivos del Departamento de Justicia, del Negociado Federal de Investigaciones (FBI, en inglés), de la Oficina del Contralor, de la Oficina de la Inspectora General (OIG) y de la oficina de Ética Gubernamental. El lanzamiento contó, también, con la participación como orador del juez del Tribunal Supremo Edgardo Rivera García.

“A través de la ASG, se ha establecido un modelo más eficiente para la compra de bienes, obras y servicios por parte del gobierno, enmarcado dentro de los principios de transparencia, uniformidad y sana competencia”, indicó el secretario de Justicia, Domingo Emanuelli Hernández, quien señaló a esta iniciativa como “importante” para la fiscalización de todas las operaciones gubernamentales.

Igualmente, puntualizó que la transparencia en la ejecución, la uniformidad en los procesos, la supervisión rigurosa y la capacitación del personal son las mejores herramientas para prevenir la corrupción y asegurar la sana administración pública.

Por su parte, el director del FBI en Puerto Rico, Joseph González, elogió el esfuerzo. “Un ciudadano no puede reportar lo que no reconoce como delito. Un contratista no puede defenderse de prácticas ilícitas, si realmente no entiende el proceso. Es difícil saber cuándo se ha cruzado la raya, si la raya no está claramente delineada o visible”, dijo.

“El camino hacia la transparencia, donde educamos a todas las partes involucradas y alumbramos los rincones oscuros, es el camino que lleva a eliminar la corrupción y el fraude en la contratación”, añadió.

la confianza institucional es la creencia o certeza ciudadana de que sus componentes gubernamentales actuarán, y se comportarán, de acuerdo con sus expectativas, llevando a cabo acciones fiables, correctas y transparentes.

“Continuamos identificando todos los elementos posibles para fortalecer nuestros mecanismos, sanear la administración pública y evitar la corrupción gubernamental, que tanto ha lacerado la imagen del servicio público. Con esta visión, hemos diseñado un ambicioso programa para nuestro equipo de trabajo, quienes tienen la tarea de ejecutar, de manera eficaz, la transformación de las compras en el gobierno”, concluyó Mercado Rivera.

💬Ver comentarios