Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

El gobernador de Puerto Rico, Pedro Pierluisi.
El gobernador de Puerto Rico, Pedro Pierluisi. (Teresa Canino Rivera)

Lejos de incorporar recomendaciones ofrecidas por la Coalición Científica tras reunirse de emergencia ante el repunte de contagios de COVID-19 en Puerto Rico, el gobernador Pedro Pierluisi firmó este lunes una nueva orden ejecutiva que establece que los restaurantes, barras, chinchorros y otros establecimientos de consumo de bebida y comida, deberán requerir prueba de vacunación contra el coronavirus o una prueba negativa realizada dentro de las 48 horas antes de acceder al comercio.

💬Ver comentarios