En la foto el gobernador Ricardo Rosselló. (GFR Media) (semisquare-x3)
En la foto el gobernador Ricardo Rosselló. (GFR Media)

El gobernador Ricardo Rosselló Nevares defendió esta tarde el presupuesto con cargo al Fondo General enviado a la Junta de Supervisión Fiscal (JSF), que es mayor por $97 millones al que ya previamente le había presentado al ente fiscalizador y le fue rechazado.

Aunque el primer ejecutivo insistió en que redujo partidas, reconoció que el presupuesto contiene un aumento. Rosselló Nevares entregó ayer a la JSF el presupuesto enmendado para el próximo año fiscal ascendente a $9,624 millones. Esa cifra es aún mayor al presupuesto presentado por Rosselló Nevares en abril pasado -de $9,527 millones, un 8.73% mayor que el vigente, razón por la cual la JSF determinó que no cumplía con el plan fiscal.

El 11 de mayo, la directora de la JSF, Natalie Jaresko, había entregado al gobernador una carta en la que le advertía que no daría paso al presupuesto sometido que contemplaba $1,500 millones en gastos por encima de lo proyectado para el Fondo General. Solicitó al primer ejecutivo que enmendara el documento y le concedió la prórroga que solicitó el gobierno para su entrega y que culminaba ayer. La JSF debe evaluar el presupuesto y puede enmendarlo si no es cónsono con el plan fiscal certificado.

“Ellos (la JSF) establecieron que se tenían que reducir unas partidas. Las reducimos. Hubo una reducción en lo que era el gasto operacional del gobierno, entre otras cosas. Aumentamos en otras cosas porque también han cambiado como el estatuto nuevo donde los municipios no pagan por ASES y por el pago del PayGo. Además de nuestro compromiso que ya lo hemos establecido el aumento en Educación”, dijo el primer ejecutivo al ser interceptado por El Nuevo Día mientras -de improvisto- decidió atender a un grupo de estudiantes de la escuela Fernando Suria Chaves, de Barceloneta que llegaron hasta los portones de La Fortaleza con una batucada.  

Mediante un mensaje por Facebook, Rosselló Nevares dio detalles del presupuesto presentado. Redujo los gastos operacionales en $351 millones, otros $43 millones de gastos en mejoras capitales y un 30% en una reserva que tenía la Oficina de Gerencia y Presupuesto.

Rosselló Nevares sostuvo que se mantiene “intacta” la partida para conceder aumentos salariales a los maestros, bomberos y policías. No precisó la cantidad destinada para ese renglón.

Añadio, sin embargo, al presupuesto unos $48 millones que se destinarían para pagar el Seguro Social a empleados públicos, como los policías, que no tienen ese beneficio en la actualidad.

Asimismo, Rosselló Nevares incluyó en el presupuesto $286 millones para cumplir con la recién aprobada ley (Ley para la Reducción de las Cargas Administrativas de los Municipios) que exime a los municipios de la aportación al plan de salud del gobierno y al pago de pensiones mediante el PayGo. Detalló que $166 millones corresponden al PayGo y $120 a la tarjeta de salud. Jaresko ya advirtió que la JSF no avalará ese estatuto si no se identifica su financiamiento. El gobernador no precisó en su mensaje de dónde procede el dinero.  

Otro aumento en el presupuesto corresponde a $262 millones para el Departamento de Educación.

“La aspiración había sido llegar a $400 millones, pero en esta ocasión hemos justificado el dinero para los vales educativos para la transportación entre otras iniciativas para el aprendizaje de nuestros estudiantes”, dijo el gobernador.  


💬Ver 0 comentarios