Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

El proyecto del Código Civil crea la servidumbre forzosa de energía solar para evitar que se interrumpa la capacidad de placas solares de producir electricidad. (GFR Media)
Según el estudio, el millón de hogares que se estima hay en Puerto Rico podrían inyectar unos 2,700 megavatios de energía limpia a la red mediante la instalación de placas solares en sus techos.

Si la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) comienza desde ahora a invertir los $9,650 millones de fondos federales autorizados y disponibles para instalar placas solares en techos y baterías de almacenamiento, al cabo de 15 años (2035) el 100% de los hogares en Puerto Rico tendría sistemas de generación con fuentes renovables confiables y constantes, es decir, se les proveería resiliencia.

💬Ver comentarios