Refugio en la escuela Carlos Colón Burgos, en Salinas.
Refugio en la escuela Carlos Colón Burgos, en Salinas. (Ramón “Tonito” Zayas)

Nota del editor: te invitamos a mantenerte bien informado durante esta emergencia. Accede libre de costo a todas las noticias y actualizaciones relacionadas con el paso del huracán Fiona por Puerto Rico. Gracias por apoyar el periodismo responsable. Suscríbete hoy.

---

Los equipos de rastreo del Departamento de Salud han identificado 18 casos de COVID-19 en refugios y 16 contagios en centros de cuido prolongado de adultos mayores, durante la emergencia que vive Puerto Rico desde el fin de semana con el impacto del huracán Fiona. Ante este situación, la principal oficial de Epidemiología, Melissa Marzán, pidió a la ciudadanía continuar practicando las medidas de prevención durante el proceso de respuesta y recuperación luego del fenómeno atmosférico.

“Un área de prioridad son las facilidades de cuido prolongado, porque los adultos mayores tienen mayor riesgo de mortalidad”, recordó Marzán. Asimismo, sostuvo que, como parte de los preparativos de la temporada de huracanes, Salud preparó una guía de prevención enfocada en los refugios, cuya implementación está en manos de los respectivos administradores. “En términos generales, las medidas ya estaban contempladas como parte del proceso de preparación”, sostuvo la doctora. Como parte del esfuerzo preventivo, cada refugio también debe contar con pruebas caseras de COVID-19.

Marzán explicó que las actividades de pruebas de COVID-19 que generalmente realiza la agencia en puntos fijos -entre 100 y 110 semanalmente- fueron suspendidas esta semana, ante el paso de Fiona. No obstante, los equipos de rastreo distribuidos en los municipios se han ido activando de forma paulatina para ejecutar pruebas del coronavirus en los refugios, facilidades de cuido prolongado y en las comunidades.

“Toda la evaluación se hizo primero con nuestros equipos, para poder determinar la planificación de los servicios de respuesta de esta semana. Se han redirigido todos nuestros equipos a esas tres áreas de prioridad. Ayer (el martes) en la calle ya teníamos 78 equipos, hoy (miércoles) son 160 equipos que están en visitas de campo”, manifestó. El personal de vigilancia de COVID-19 en las escuelas también fue activado para estas visitas a través de la isla.

En cuanto a los refugios, la doctora recordó que estos establecimientos tienen que contar con áreas de aislamiento para los casos de COVID-19 que se identifiquen. Hasta la tarde del miércoles, había 42 refugios activos con 626 refugiados y 56 mascotas, confirmó el Departamento de la Vivienda.

De otro lado, Marzán enfatizó que los 16 casos en centros de cuido prolongado -de un total de 116 pruebas- corresponden a residentes. Todos los casos se encuentran en condición estable y no habían requerido hospitalización hasta el momento de la entrevista. El objetivo, subrayó Marzán, es que los casos se identifiquen temprano “para poderlos enlazar a tratamientos”.

Sobre los centros de cuido prolongado, los casos identificados se encuentran en las regiones de Bayamón, Ponce y Arecibo. “En estos momentos lo que nos urge es agilizar el enlace de estas personas a sus tratamientos, no hay que esperar por una prueba de laboratorio. Tan pronto una de estas facilidades tenga residentes con una prueba casera positiva inmediatamente podemos enlazar a tratamientos”, manifestó Marzán.

La doctora indicó que la detección temprana no solo es importante para enlazar el paciente a tratamiento para prevenir síntomas graves, sino también evitar un impacto en los hospitales en medio de la emergencia tras el paso de Fiona, así como evitar el impacto en mortalidad.

“Si usted tiene que hacer trabajo en comunidades que han sido mayormente impactadas, utilice medidas de prevención como el uso de mascarilla, la desinfección e higiene de manos”, exhortó.

La doctora también exhortó a la ciudadanía a retomar la vacunación con el nuevo refuerzo, que incluye componentes contra la cepa original de COVID-19 y contra los linajes BA.4 y BA.5 de la variante ómicron.

En cuanto al funcionamiento de los laboratorios clínicos, el presidente de la Asociación de Laboratorios Clínicos, Wilson López, aseguró que la mayoría de los 200 establecimientos que son parte de la entidad ya habían restablecido sus operaciones hoy, aunque algunos en horario limitado debido a la ausencia de los servicios de energía eléctrica y agua potable, lo que obliga al uso de generadores de electricidad.

“La mayoría están preparados y están dando servicio a la comunidad”, sostuvo López, enfatizando que no solo están disponibles para la administración de las pruebas de COVID-19, sino el resto de los exámenes requeridos para las diversas condiciones de pacientes y el seguimiento en sus citas médicas.

“Los laboratorios nos hemos comunicado con las oficina de emergencias médicas de cada municipio para ponernos a la disposición de los refugios o alguna necesidad que tengan, para darles servicios a las personas”, subrayó.

💬Ver comentarios