La Oficina del Inspector General indicó que actualmente tiene ante su consideración "varios casos de posibles actos ilegales por parte de servidores públicos del Gobierno de Puerto Rico".

La Oficina del Inspector General de Puerto Rico (OIG) reveló hoy que investiga el pago de $125,922 desembolsados de forma irregular a un reclamante mediante solicitud al Programa de Asistencia de Desempleo Pandémico (PUA, por sus siglas en ingles).

En comunicado de prensa, la OIG indicó que llevaron a cabo la pesquisa en colaboración con la Oficina del Inspector General del Departamento del Trabajo de Estados Unidos.

Indicó que, entre los esquemas identificados, incluyen posibles delitos por fraude informático, apropiación ilegal de identidad y falsedad ideológica, entre otros.

Según la OIG, las reclamaciones fueron hechas mediante la plataforma electrónica provista y habilitada por el Departamento del Trabajo y Recursos Humanos (DTRH), “para obtener posibles beneficios de fondos públicos federales, aprovechando las deficiencias de validación de datos del sistema”.

Recientemente, el DTRH anuncio que habilitó una nueva plataforma para las solicitudes del PUA que buscaría minimizar los riesgos de fraude al estar vinculada a los datos del Departamento de Hacienda.

Por otro lado, la OIG informó que “tiene ante su consideración varios casos de posibles actos ilegales por parte de servidores públicos del Gobierno de Puerto Rico. Una vez culmine el proceso investigativo se adoptarán las medidas que correspondan al amparo de la Ley Núm. 15-2017”.

Conforme a lo dispuesto en el Artículo 9 de la citada Ley y su Reglamento, el contenido total del informe es confidencial a los efectos de no afectar investigaciones y procesos futuros, producto de los hallazgos y recomendaciones.

La OIG solicitó la colaboración para que cualquier persona que tenga información sobre un acto irregular, comunicándose a través de la Línea de Consultas 787-679-7979 o a través del correo electrónico [email protected].