Los rescatistas llevan días buscando a los menores en la gruta Tham Luang.

Mae Sai, Tailandia Buceadores de los equipos de rescate avanzaban el lunes por un pasadizo clave dentro de una cueva de montaña inundada del norte de Tailandia, donde 12 niños y su entrenador de fútbol desaparecieron hace más de una semana.

La fuerza de operaciones especiales de la marina tailandesa dijo en una publicación en Facebook a primera hora de la mañana del lunes que desde el domingo en la noche los buceadores llegaron a una curva donde el pasaje de un kilómetro de largo se divide en dos. Los rescatistas quieren llegar a una cámara con arena en la parte alta de cueva, donde creen que el grupo podría estar a salvo.

Los chicos, de entre 11 y 16 años, y su entrenador de 25 años entraron a la cueva de Tham Luang Nang Non, en la provincia de Chiang Rai, el 23 de junio. Se cree que las intensas lluvias que inundaron los pasajes clave atraparon a los futbolistas y frustraron la operación de búsqueda para dar con ellos.

Los buceadores se han visto frenados una y otra vez por el agua enlodada que sube desde algunas secciones de la cueva y les obliga a retirarse por motivos de seguridad. Cuando el nivel del agua descendió el domingo, los rescatistas avanzaron con un enfoque más metódico, colocando una línea de cuerda y suministros adicionales de oxígeno a lo largo del camino.


💬Ver 0 comentarios