Los acusados fueron detenidos durante dos operativos realizados por la agencia federal en Sabana Grande y Guaynabo. (Archivo)
El magistrado federal Marcos López determinó que Vladimir Natera Abreu permanezca en la cárcel federal hasta su juicio.

El magistrado federal Marcos López denegó hoy la petición de libertad bajo fianza para Vladimir Natera Abreu, quien está acusado por narcotráfico en relación a la ganga conocida como las Las FARC.

Natera Abreu quedará ingresado en la cárcel federal por el resto del proceso judicial, después de que fuera extraditado a Puerto Rico el pasado 21 de diciembre.

El fiscal federal Alberto López Rocafort argumentó que Natera Abreu “representa riesgo de escapar y de seguridad para la comunidad”.

Señaló que tiene evidencia de que Natera Abreu sabía que existía una orden de arresto en su contra desde que se emitió el pliego acusatorio en febrero de 2019. Indicó que Natera Abreu admitió haber escapado de un operativo de arrestos de las autoridades en República Dominicana el 10 de marzo de 2019, cuando capturaron a otros dos prófugos del mismo caso.

“Tenemos evidencia y admisión del acusado de que el acusado estaba en la misma localización donde hubo los arrestos y, junto con el también coacusado Joseph Rivera Verdejo, escaparon de la escena para evitar el arresto”, dijo López Rocafort.

“Tenemos evidencia de que lo sabía de antes de esa fecha, pero por lo menos lo sabía desde que escapó en marzo de 2019 y decidió permanecer fugitivo hasta que fue arrestado”, agregó.

Por su parte, a través de su abogada Jennie Espada Ocasio, Natera Abreu sostuvo que escapó de aquel operativo porque pensaba que solamente eran agentes de ley y orden de República Dominicana, y que no quería exponerse a “ser extorsionado”.

“Cuando fue arrestado (en diciembre de 2020) y supo que eran agentes federales, como los Alguaciles, cumplió con todo lo que se le pidió”, dijo la abogada.

Por su parte, el Fiscal federal insistió Natera Abreu posee “los recursos” para escapar nuevamente de Puerto Rico, por su relación con el narcotráfico. Sostuvo, incluso, que entre 2018 y el momento de su arresto, el acusado viajó en varias ocasiones entre Puerto Rico y República Dominicana “para supervisar la distribución de narcóticos”.

También aseguró tener evidencia de llamadas telefónicas interceptadas después de la acusación en las que supuestamente figura Natera Abreu coordinando el transporte de narcotráfico.

Sobre el rol de Natera Abreu en la conspiración alegada en el pliego acusatorio, el fiscal federal dijo que cuentan con al menos ocho testigos cooperadores que lo identifican como suplidor de narcóticos a puntos de drogas en San Juan y hacia Estados Unidos, en declaraciones corroboradas por vídeos y las llamadas telefónicas interceptadas.

De igual forma, López Rocafort apuntó que tiene siete testigos cooperadores con las autoridades que aseguran haber visto a Natera Abreu en posesión de armas de fuego, como rifles y pistolas de distintos calibres.

“Esos testigos dirán que este acusado, como líder de Las FARC, participaba y autorizaba el uso de violencia contra otros miembros de Las FARC y contra miembros de gangas rivales”, dijo el fiscal. “Autorizaba el uso de violencia contra otros individuos, incluyendo tortura y asesinato”.

Ficha del FBI sobre Vladimir Natera Abreu.

Abogada insistió en fianza

Para tratar de buscar la aprobación de la fianza, la abogada del acusado había sometido antes de la audiencia dos mociones con cartas de recomendación apoyando la solicitud.

Las cartas son de un pastor de una denominación religiosa, así como de vecinos y allegados del acusado, como su madre y su compañera consensual, planteando que están dispuestas a ser custodios de Natera Abreu.

Resaltó que Natera Abreu ha tenido “un despertar espiritual” en años recientes y se ha involucrado de lleno actividades religiosas.

Asimismo, enfatizó en que Natera Abreu fue nacionalizado estadounidense y que desde niño ha había vivido en Puerto Rico, y que no sostiene lazos familiares significativos en República Dominicana.

La abogada propuso que se mantenga bajo arresto domiciliario, con grillete electrónico bajo la supervisión de su madre, quien ofreció su única residencia como fianza, destacando que esa propiedad no está incluida en la alegación de la conspiración pues fue comprada cuando el acusado era un niño, para un paquete de fianza de $100.000.

Espada Ocasio también expresó objeciones con el contenido del informe de la Oficina de Probatoria, que no recomendaba la fianza, destacando que este caso debe considerarse como el primero para Natera Abreu, ya que un procesamiento previo a nivel estatal y otro federal fueron desestimados.

También señaló que para aquellos casos, Natera Abreu cumplió con las condiciones de fianza, incluyendo varios años con grillete por el caso estatal.

Sin embargo, a preguntas del magistrado federal, el fiscal aseguró tener evidencia de que en el periodo en que Natera Abreu estuvo bajo fianza a nivel estatal, entre el 2016 y el 2017, estuvo involucrado en la actividad de narcotráfico alegada en el pliego acusatorio.

“El acusado permanecerá detenido hasta el juicio”, concluyó el magistrado federal.

En diciembre pasado, junto con Natera Abreu, las autoridades también arrestaron por el mismo caso a Joset J. Rivera Verdejo, pero su vista de fianza fue pospuesta para el 22 de enero.