Sergio Ramírez
💬

No sea yo jamás viejo gruñón, ni avaro, ni enteramente viejo

Dice Norberto Bobbio, quien en De Senectute convirtió el estudio de la edad en una ciencia más que amena, que “hablar de uno mismo es un hábito de la edad tardía. Y solo en parte cabe atribuirlo a vanidad”. Como se trata de aprender nuevos hábitos, y hacer uso de esa licencia a la vanidad, es que escribo estas líneas al atravesar el umbral de los ochenta años.

Otras columnas de Sergio Ramírez

martes, 17 de enero de 2023

Vargas Llosa: el novelista trascendente

Sí no estoy de acuerdo con esas posiciones, me irritan, y quisiera que el escritor Vargas Llosa pensara distinto, que pensara como yo pienso. Pero no por eso lo cancelo. La cancelación es reaccionaria, porque niega la libertad, escribe Sergio Ramírez

martes, 20 de diciembre de 2022

El juego perfecto

Ahora se ha anunciado que el estadio tendrá un nuevo nombre: Soberanía. Una de tantas venganzas consumadas desde las espesas sombras del poder contra Denis Martínez, el héroe deportivo más querido del país, escribe Sergio Ramírez

sábado, 10 de diciembre de 2022

La máquina que teje la imaginación

Llamar fantástica a esta literatura, o llamarla ciencia ficción sería demasiado banal. Lo que se respira en ella es ‘el áspero perfume de la ficción’, escribe Sergio Ramírez

💬Ver comentarios
Popular en la Comunidad

Ups...

Nuestro sitio no es visible desde este navegador.

Te invitamos a descargar cualquiera de estos navegadores para ver nuestras noticias: