María Calixta Ortiz
💬

Distanciamiento social para aplanar la curva epidémica

Finalmente, como pueblo, hemos dirigido los esfuerzos a implantar medidas de prevención pública frente a la pandemia del COVID-19. Muchas de las medidas tomadas por las instituciones se tomaron antes de la confirmación positiva de tres de los 17 casos sospechosos de COVID-19 en Puerto Rico. De una manera en la que ya intuíamos que se iban a confirmar, casi con tanta seguridad, que cada uno en su buen juicio decidió cancelar eventos multitudinarios, conferencias, foros, juegos, y clases en las universidades, escuelas y colegios.

Lo más importante es que con el distanciamiento social garantizamos aplanar la curva epidémica. Esto lo que significa es que el número de infectados será más bajo y se mantendrá por debajo de la saturación, de manera que la epidemia sea menos violenta e intensa. Si estimamos que el virus infectaría al 60% de la población mundial en el peor de los escenarios, una epidemia sin controles haría colapsar el sistema de salud, así como otros sistemas de infraestructura de utilidades. Con las medidas de control de la epidemia, evitamos que los hospitales no puedan manejar la cantidad de pacientes, ya sea porque no hay suministros, no haya suficientes camas o escasee el personal para atenderlos debido al desgaste.

El objetivo que usted debe tener en mente ahora mismo es no infectarse y de no infectar a nadie de su familia y compañeros. Olvídese de criticar el arresto domiciliario y trate de ver los beneficios que esto tiene.

¿Cuáles son los beneficios de evaluar oportunidades distintas para atender el reto del aislamiento social requerido frente a esta pandemia? Ciertamente, antes que todo debemos hacer un cambio de mente, evaluar estrategias y usar otro tipo de acercamiento disponible no utilizado hasta ahora.

La creatividad para continuar con la vida y fomentar la economía nos ha llevado a ofrecer las reuniones de grupos y charlas a través de varias plataformas. Personas que no conocían que esto existía, se conectan y participan de una reunión o clase igualmente que de manera presencial.

En cuanto a los programas educativos formales en muchas de las universidades públicas y privadas del país, ya tomaron la decisión de ofrecer sus cursos en línea por plataformas como Blackboard-Collaborate y Jenzabar e learning, entre otras.

En cuanto a los foros, conferencias y hasta festivales de música serán ofrecidos a través de la tecnología de streaming en la que los participantes se conectan en línea a través de un enlace provisto por los organizadores. Esta plataforma te da la oportunidad de hacer preguntas igual que de manera presencial. También existen los live de las redes sociales donde la interacción es más personalizada e inmediata. La plataforma Zoom igualmente puede ser usada para este propósito a través de un webinar.

Existen también los mecanismos para que las compañías puedan dar accesos a sus empleados por medio de la tecnología disponible para trabajar en teleworking o a distancia desde su hogar.

Algunos restaurantes de comida rápida ya están atendiendo solo por servicarro, lo que evitará la conglomeración de público y reduce la probabilidad de contagios, así como también le reduce gastos a la franquicia en el uso de las instalaciones y la limpieza.

El encierro voluntario es el acto más beneficioso y de responsabilidad social que usted puede hacer en estos momentos. El tiempo en casa estará mitigado porque gracias al internet nos permitirá realizar desde nuestros hogares mucho de lo que teníamos que hacer. Ver cine, tomar una conferencia, completar trabajos educativos, hacer una reunión, dar un tour por un museo, completar un trámite gubernamental como en las colecturías virtuales del gobierno, así como hacer una visita virtual a una biblioteca en línea, se puede hacer por internet.

En un sistema democrático como el nuestro, se espera que cada individuo sea responsable por sí mismo, que tome las medidas necesarias y que no dependa tanto de las acciones gubernamentales, en caso de que estas no estén disponibles.


Otras columnas de María Calixta Ortiz

martes, 14 de julio de 2020

De frente a la nueva ola del COVID-19

Desde marzo, los epidemiólogos advertimos que el COVID-19 se manifestaría en una ola tras otra, al menos por un año y medio. Esto es, señores, hasta diciembre de 2021, escribe María Calixta Ortiz

jueves, 9 de abril de 2020

Unidad planetaria en la pandemia

A pesar de los escenarios difíciles debido al COVID-19, María Calixta Ortiz destaca una creciente unidad ciudadana

viernes, 3 de abril de 2020

Una tercera forma de contagio al COVID-19 es posible

Dos estudios demuestran que la trasmisión es más fácil de lo que se creía, incluso en una conversación de voz alta y cercana, por lo que es recomendable el uso de la mascarilla, escribe María Calixta Ortiz