Carlos Rosa Rosa

Punto de vista

Por Carlos Rosa Rosa
💬

Jorge Brian Díaz: un talento que necesita evolucionar

Fuera a un grado mayor o menor, los últimos pívots titulares del Equipo Nacional de baloncesto tuvieron la capacidad de generar su propia ofensiva, mayormente, de espalda al canasto. No se puede decir lo mismo del actual centro titular del combinado boricua y de los Piratas de Quebradillas en el BSN, Jorge Brian Díaz.

“Piculín” Ortiz fue la máxima estrella en la pintura con una capacidad extraordinaria de anotar en la zona de los tres segundos; Daniel Santiago, a una menor escala, buscaba el balón y llegó a desarrollar un ‘ganchito’ decente para aportar en la ofensiva; y Peter John Ramos, con sus 7’3”, fue un jugador de impacto con su ofensiva en el BSN en un momento dado.

El caso de Jorge Brian, con 6’10” de estatura, es totalmente diferente. Hasta el momento, a sus 29 años, no ha sido capaz de generar su propia ofensiva de espalda al canasto, por lo que depende mayormente de que un base lo alimente en el pick and roll para producir sus canastos cerca del aro. Planteo este tema de Jorge Brian ante la llegada del importado “Tu” Holloway al equipo de Quebradillas en pasados días. Antes de la llegada de Holloway en 29 compromisos, Jorge Brian solo había registrado cuatro juegos con puntos en doble cifra. Con Holloway en cancha, Jorge Brian lleva de 2-2: 12 puntos ante Arecibo y 11 ante Aguada, lanzando de 11-8 de campo.

Antes de la llegada de Holloway, Jorge Brian promediaba 6.2 puntos, la cifra más baja desde que debutó en la liga en 2013 (2.4). Y solo realizaba 4.4 intentos de dos puntos por encuentro. Su mejor temporada fue el 2017, cuando los Piratas ganaron el campeonato con Holloway en cancha. En los playoffs de ese año, Jorge Brian promedió puntos en doble cifra en cuartos de final, las semifinales y final ante Arecibo.

Y en el Repechaje de Serbia 2016 también lució bien, gracias al trabajo de J.J. Barea de encontrarlo efectivamente en el pick and roll.

Hace un par de años le pregunté a un integrante de los Piratas la razón por la cual, Jorge Brian no tenía más toques de balón de espalda al canasto, y me contestó que el jugador no tenía interés alguno en desarrollar esa faceta ofensiva del juego.

Lo cierto es que pocas veces he visto a Jorge Brian ‘postearse’ en la pintura y pedir el balón. Esa ha sido su historia con todos los dirigentes que han pasado por el Guajataca en los últimos años. Jorge Brian, a mi juicio, tiene la habilidad para ser un jugador de mayor impacto ofensivo sin depender de otra figura. Necesita evolucionar en su juego. Es un recurso que la Selección Nacional necesita con miras al Mundial. Nunca es tarde si hay el hambre y el deseo de progresar.

Otras columnas de Carlos Rosa Rosa

sábado, 27 de junio de 2020

El BSN debe colgar los guantes y mirar al 2021

Si los apoderados quieren darle un espectáculo a la fanaticada, pues que busquen otras opciones como la celebración de una copa en dos instalaciones, dice Carlos Rosa Rosa