Carmen Dolores Hernández
💬

Nacer y renacer

De todas las fiestas con orígenes religiosos -y son muchas- la Navidad es la más reconociblemente humana. Una familia que se prepara y espera, una mujer que alumbra, un niño que nace son ocurrencias comunes y -también- maravillosas. Lo es asimismo la alegría que acompaña a todo nacimiento, igual sentida por pastores legendarios y ángeles del cielo que por hombres y mujeres que pisan la tierra. Una nueva vida es siempre una esperanza, un camino que comienza, un destino que se debatirá ineludiblemente entre la dicha y la tristeza. Para desearle al niño que lo primero sea más abundante que lo segundo llevamos, como los Reyes Magos, dones a los recién nacidos.

Otras columnas de Carmen Dolores Hernández

sábado, 31 de diciembre de 2022

Al cumplir 80 años

Mirando hacia atrás, me doy cuenta de cuán feliz ha sido mi vida, rodeada de una familia amorosa, de amistades queridas y con un trabajo gustoso, escribe Carmen Dolores Hernández

viernes, 24 de diciembre de 2021

El misterio de la Navidad

¿Qué otro móvil sino el amor podía haber llevado a lo trascendente a limitarse en el tiempo y el espacio al asumir un cuerpo humano y participar de sus glorias y miserias, de su trayectoria vital, de su historia?, expone Carmen Dolores Hernández

lunes, 18 de enero de 2021

Martin Luther King en Puerto Rico

Haría falta un mayor sentido de justicia y responsabilidad social ciudadana para alcanzar la necesaria igualdad. Tales divisiones internas reproducen el colonialismo a escalas menores, dice Carmen Dolores Hernández

miércoles, 9 de diciembre de 2020

Arturo Echavarría: adiós a un amigo

El de la literatura fue su camino principal pero -como los personajes del cuento de Borges, “El jardín de los senderos que se bifurcan”- llegó a él tras varias encrucijadas, escribe Carmen Dolores Hernández

💬Ver comentarios
Popular en la Comunidad

Ups...

Nuestro sitio no es visible desde este navegador.

Te invitamos a descargar cualquiera de estos navegadores para ver nuestras noticias: