Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Autos antiguos frente al Capitolio en La Habana, Cuba. (horizontal-x3)
Viajar a Cuba puede ser una realidad en el momento en que haya unos motivos justificados y validados para hacerlo. (Shutterstock.com)

Por Carmen Laura Nieves y Ricardo Montalvo  

Especial para De Viaje

Recientemente, el presidente de  Estados Unidos, Barack Obama, anunció que efectivo el 17 de enero del 2015, entraban en efecto una serie de enmiendas a las reglas que enmarcan el embargo que existe hacia Cuba desde hace casi seis décadas.  

Se ha generado mucha especulación y, posiblemente, la interpretación de lo que sucede no está clara para muchos viajeros.  Por eso, queremos ayudar a que todas las personas interesadas en el tema de Cuba puedan aclarar sus dudas e interrogantes.

Regulaciones

Para viajar a Cuba, debemos cumplir con 12 disposiciones o regulaciones existentes para los estadounidenses y que cualifican bajo actividades de propósito educativo, periodístico, religioso, encuentros profesionales y proyectos humanitarios, sin la necesidad de tener una licencia específica para cada uno de estos eventos, pero sí están contemplados en una licencia de índole general.  Es importante recalcar que no está permitido viajar a Cuba para realizar actividades únicamente turísticas, como lo podemos hacer para cualquier otra parte del mundo.

A continuación, un resumen de los 12 renglones por los cuales se permite visitar la hermana isla de Cuba:

1. Visitar la familia

2. Negocios oficiales del Gobierno de Estados Unidos, otros gobiernos y ciertas organizaciones intergubernamentales

3. Actividades periodísticas

4. Proyectos de investigación profesional y reuniones de índole profesional

5. Actividades educativas

6. Actividades religiosas

7. Actividades deportivas como clínicas, talleres, atletismo, competencias y exhibiciones

8. Actividades de apoyo al pueblo cubano

9. Proyectos humanitarios

10. Actividades de fundaciones privadas, investigación o instituciones educativas

11. Exportación, importación o transmisión de información o materiales informativos

12. Ciertas transacciones de exportación que puedan ser consideradas para autorización bajo las guías y regulaciones existentes del Departamento de Comercio de Estados Unidos con respecto a Cuba o contactadas por empresas de origen estadounidense o firmas extranjeras controladas e involucradas directamente a incidencias de exportación de información, materiales de información o donaciones de comida hacia individuos o entidades no gubernamentales en Cuba. 

De esta manera, se resume cómo a un ciudadano con ciudadanía de Estados Unidos se le permite viajar a Cuba.

Ahora bien, a las personas que visitan Cuba se les permite traer artículos obtenidos que no excedan los $ 400 por persona, de los cuales unos $ 100 pueden ser destinados a la compra de tabaco y alcohol para uso personal.

Uso de tarjetas de crédito

Otro punto es el uso de dinero y tarjetas de crédito/débito.  En el anuncio del 17 de enero, se indicó también que se podía comenzar a utilizar de manera efectiva las tarjetas de crédito o débito de bancos estadounidenses para pagos de los servicios en Cuba.  En teoría, la  ya no existe la prohibición al pago con tarjetas, aún así hay que esperar a que el servicio de la banca en Cuba se sincronice con los sistemas de los bancos de Estados Unidos para procesar la transacción.  Esto, sin duda, puede tomar un tiempo para que  sea factible.  Por lo tanto, hay que continuar llevando dinero en efectivo y que esté libre de marcas o roturas para hacer el cambio en las casas de cambio o CADECAS -como se les conoce en Cuba- del dólar estadounidense al peso convertible o CUC.

Recomendaciones

Una buena recomendación es  adquirir un seguro de viaje que te cubra en caso de necesitarlo en una emergencia médica.  

Colaboración de agencia  Pasaje Cultural, autorizados por la OFAC para asistir en la organización de Viajes a Cuba. Para información sobre este destino, consulta a tu agente de viajes.


💬Ver 0 comentarios