Los bufés temáticos están de moda. (Suministrada) (semisquare-x3)
Los bufés temáticos están de moda. (Suministrada)

Con la popularidad y diversidad de los restaurantes especializados, los menús sofisticados y la buena comida de los comedores principales incluidos en los barcos, es común escuchar “yo no como en los bufés”. Aunque para algunos es pura preferencia, otros lo hacen por el concepto de que la comida no es tan buena en variedad, sabor o calidad.

La realidad, sin embargo, es que el nivel de los bufés en los cruceros se ha elevado al igual que toda la gastronomía en altamar, porque es un renglón con el que los barcos saben que tienen que competir con otras líneas de crucero y apostar a ganar. A los cruceros se va a comer y, dependiendo de cómo sea la comida, un pasajero podría repetir o no el viaje en esa empresa.

Se  han tejido muchos mitos sobre la comida de bufés, especialmente por pasajeros que fueron alguna vez en crucero y hace tiempo no viajan. En los años recientes hemos visto una gran diferencia y vale la pena darle la oportunidad a esta modalidad de comidas aun en barcos económicos, aunque no todos ofrecen el mismo nivel de comida. En líneas premium y de lujo, que también hay bufés, la calidad es extraordinaria y algo que debes probar.

Hay muchos mitos y realidades detrás de esto. Aquí compartimos algunos de ellos:

- La comida de los comedores principales siempre es mejor. Esto depende mucho del tipo de barco. Recuerda que en los comedores o restaurantes principales, el menú es fijo y limitado a unas cuantas opciones. En cuanto a sabor deberá ser básicamente el mismo, aunque pueden variar algunos ingredientes. Incluso ciertos platos del menú del comedor puedes encontrarlos en el bufé.  También se  han puesto de moda los bufés temáticos que se hacen varias veces durante la travesía, ya sea con mariscos, comida mexicana, mediterránea y asiática, están entre los  favoritos y siempre están disponibles en el bufé, no en los comedores. Sin embargo,  es una realidad que la experiencia completa de las comidas es mejor en los restaurantes. Si te gusta que te atiendan en tu mesa, te sirvan la comida y tener cenas formales de varios platos, entonces la mejor opción es el restaurante formal. Allí siempre está mejor presentada que en los bufés, servida de manera individual y el ambiente es más elegante.

- En los bufés hay comida 24 horas. No te lleves por ese concepto porque, aunque algunos tienen pizzas y opciones ligeras, como sándwiches, generalmente lo que tienen abierto todo el tiempo son pequeñas áreas del bufé  o algunos restaurantes y pizzerías independientes. Lo que sí hay es “room service” las 24 horas, pero ya muchos barcos cobran un cargo por llevar la comida.

- Si vas tarde, la comida es “vieja”, y tiene mucho tiempo expuesta. Dependiendo del tipo de comida, es la cantidad de horas que permanecen en el bufé. En ocasiones son menos de tres horas y siempre están a la temperatura adecuada, lo que se mantiene bajo control y asegura que esté en condiciones óptimas para consumir. Esa comida no se guarda para volverse a ofrecer sino, tristemente, se desecha, porque las autoridades no permiten que se regale a comunidades necesitadas. Lo que sí están haciendo muchas líneas de crucero, para evitar el desperdicio de comida y de paso ahorrar, es ir preparando en la medida que se va consumiendo, sin afectar a los pasajeros que no tienen que esperar por comida. De todas maneras si algún alimento no luce bien, no lo tomes y notifica de inmediato al personal. Te traerán uno fresco.

- La comida del bufé está “sucia” o manoseada. No hay tal cosa como comida “sucia”, aunque podrías encontrarla mezclada con otro alimento por mal uso de los pasajeros. Tampoco deben encontrarse platos, vasos o accesorios sucios; las condiciones de higiene son impecables en las cocinas de los barcos. Pero sí hay pasajeros con conductas desagradables, incluyendo meter la mano para coger alimentos del bufé. Todo el mundo debe cooperar mostrando buenas costumbres, usando siempre la cuchara o el accesorio para servir y nunca la mano, no probando del bufé mientras se está en la fila (sírvete en tu plato y espera llegar a la mesa) y, además, desinféctate las manos al entrar (siempre hay desinfectantes y hasta lavamanos en algunos). El personal del barco está muy pendiente a esto, limpia continuamente las estaciones de comida y recoge cualquier producto fuera de sitio. Pero la cooperación y buenas costumbres de los viajeros, es fundamental. Si ves alguien con una conducta inapropiada, notifica al personal para que cambien la bandeja, pero no llames la atención directamente al pasajero, deja que el personal haga su labor.


💬Ver 0 comentarios