El modelo del Caribbean School of Data, mezclará clases en línea, talleres de datos grupales semanales y pruebas prácticas. En la foto, Giovanni Stella, gerente de Google para Colombia Centroamérica y el Caribe. (Suministrada)

Santo Domingo - “Las bases de datos se han convertido en un bien económico tan preciado que, en muy poco tiempo, se prevé que va a sustituir al petróleo y al oro como los ‘commodities’ más importantes de los países”, afirmó la vicepresidenta de la República Dominicana, Margarita Cedeño, al anunciar, junto a Google y un puñado de organizaciones sin fines de lucro, la pronta apertura de la Escuela Caribeña de Datos Abiertos (CSOD, por sus siglas en inglés), con sede en Santo Domingo, pero con operaciones en seis países caribeños, incluyendo a Puerto Rico.

“La gestión inteligente de datos es esencial y no solo para generar valor económico, sino que también, y más importante aún, para generar bienestar social. Poco a poco, el lenguaje que tenemos en común los seres humanos es el de la tecnología y el abecedario de ese lenguaje se construye justamente con datos”, añadió Cedeño, quien espera que la demanda de expertos en manejo de datos, al menos en su país, crezca casi un 20% para el 2026.

Es por eso que, con una inversión de $500,000 por parte de la rama filantrópica del gigante de la tecnología digital, Google.org, el CSOD espera capacitar a cerca de 1,500 jóvenes desempleados en Puerto Rico, República Dominicana, Haití, Guyana, Jamaica, Trinidad y Tobago en la extracción, análisis y monetización de datos, la optimización de los buscadores de internet (como Google) y la seguridad de las redes sociales por dos años.

“Con el Caribbean School of Data, lo que buscamos es reducir la brecha digital y empoderar, a través del conocimiento y la gestión de los datos abiertos, a las poblaciones jóvenes del Caribe que por diversos motivos se encuentran desvinculados (del mercado laboral)”, acotó el gerente para Colombia, Centroamérica y el Caribe de Google, Giovanni Stella.

Al cabo de dos años, las más de diez organizaciones internacionales que colaboran en esta iniciativa, pionera en el Caribe, esperan que los participantes cuenten con las capacidades básicas para ejercer alguna de las siguientes labores de la era digital: optimizador de buscadores de internet, monitor de anuncios en línea, procesador de datos, investigador de mercados o creador de contenido digital.

Aunque la coalición digital Caribbean Open Institute (COI), con sede en la Universidad de Las Indias Occidentales en Jamaica, liderará el desarrollo del currículo caribeño, la academia de programación Codetrotters, en San Juan, Puerto Rico, estará a cargo de entrenar digital y presencialmente a casi 300 puertorriqueños comenzando en el primer trimestre del año entrante.

“La alianza con CSOD es superimportante para Puerto Rico porque nos permitirá construir una cultura más fuerte de datos, al igual que desarrollar las destrezas que exige la economía digital a nivel local”, acotó la principal ejecutiva de Codetrotters, Sofia Stolberg.

“Una de nuestras preocupaciones más grande es la escalabilidad de programas como este. Por eso no lo estamos haciendo con decenas de personas, sino con miles en diferentes países que no necesariamente tienen el ancho de banda suficiente para accesar MOOCs (curso en línea masivos y abiertos)”, explicó el líder del esfuerzo internacional, Maurice McNaughton, quien resaltó que los módulos de enseñanza serán compatibles con los teléfonos inteligentes.


💬Ver 0 comentarios