Plaza Las Américas

lockPara suscriptores

Memorias de un misántropo

Algo bueno tenía que pasarle en su senectud. Es lo perfecto: el privilegio de la cercanía banal, husmear al otro de cerca sin que te soben la espalda compensa con creces el distanciamiento social, escribe Edgardo Rodríguez Juliá