La imagen muestra un carro antigua en las calles de La Habana. (EFE)

Cinco personas murieron y otra resultó herida cuando un carro cayó por un barranco en la provincia cubana de Pinar del Río (oeste) poco antes de la medianoche del jueves para viernes.

Entre los fallecidos -todos hombres- se encuentran cuatro pasajeros de 17, 27, 31 y 42 años, así como el conductor, de 53 años, del vehículo, un turismo con placa particular de la marca soviética Moskvich con más de tres décadas de antigüedad, informó el portal de Internet estatal Cubadebate.

El reporte no especifica el estado en que se encuentra el otro pasajero lesionado.

Según el informe preliminar de la investigación, el siniestro se produjo cuando el conductor perdió el control del automóvil, que “se precipitó al vacío por un barranco”, explica la breve nota.

Este accidente se produce casi tres semanas después que un auto antiguo estadounidense -de los conocidos popularmente en Cuba como “almendrones”- irrumpiera sobre la acera del emblemático Malecón de La Habana causando cinco muertes y más de 20 heridos.

La investigación de ese suceso arrojó que el conductor del auto -un Mercury de 1952- circulaba con exceso de velocidad bajo los efectos de bebidas alcohólicas y el vehículo tenía deficiente el sistema de frenos.

Apenas tres días después ocurrieron otros dos siniestros -con saldo de tres muertos cada uno- en las provincias de Villa Clara (centro) y la oriental Holguín.

Los accidentes son la quinta causa de muerte en Cuba, donde en 2018 se registraron 10.070 siniestros de tráfico en los que perdieron la vida 683 personas y 7,730 resultaron lesionadas, según datos oficiales.

De enero a mayo de este año ocurrieron 4,134 accidentes de tráfico, con 269 fallecidos y 3,063 lesionados, de acuerdo a las estadísticas más recientes de la Comisión Nacional de Seguridad Vial en el país caribeño.

En ese periodo la isla registró un promedio de 29 accidentes de tráfico diariamente, con 2 muertes y 21 heridos cada 24 horas.

Las autoridades cubanas señalan como principales causas el incumplimiento del derecho de circulación, la falta de atención del conductor, el exceso de velocidad, la ingestión de bebidas alcohólicas y los desperfectos técnicos de los vehículos, que en gran parte cuentan con más cincuenta años de explotación.

También influye el mal estado de las carreteras, una situación que el Estado se esfuerza por resolver tras duras críticas aparecidas en los medios estatales, que pidieron soluciones para evitar que las autopistas se convirtieran en “cementerios sobre el asfalto”.

La Habana, Matanzas (oeste), Villa Clara (centro), Camagüey (centro este), Holguín y Santiago de Cuba (oriente) son las provincias con mayor número de accidentes registrados. 


💬Ver 0 comentarios