El legislador federal reiteró que será la voz de Puerto Rico en el Senado de Estados Unidos. (AP Photo/J. Scott Applewhite)

Orlando – El senador republicano y exgobernador de Florida, Rick Scott se expresó hoy en contra de cualquier locución discriminatoria contra los puertorriqueños y reiteró su compromiso de cumplir su promesa de asegurar que todas las familias boricuas, tanto en este estado como en la Isla, cumplan “su sueño americano”.

Sus comentarios ocurrieron como una reacción a las recientes noticias relacionadas con incidentes interpretados por la comunidad hispana en Florida Central como actos discriminatorios, específicamente el caso de siete mujeres puertorriqueñas a quienes se les prohibió hablar español en una clínica del Departamento de Salud en Haines City, y al de una familia boricua quien enfrentó una disputa con la asociación de residentes de su comunidad por enarbolar una bandera de Puerto Rico frente a su residencia.

En declaraciones escritas enviadas a El Nuevo Día, el legislador federal reiteró que será la voz de Puerto Rico en el Senado de Estados Unidos, “y eso nunca cambiará”, según afirmó. Scott se encuentra de viaje diplomático en Israel junto a otros senadores estadounidenses.

Más temprano hoy, este diario supo que la organización comunitaria Latino Justice determinó asumir la defensa legal de las siete trabajadoras puertorriqueñas que denunciaron ser víctimas de persecución y discrimen porque, en ocasiones, hablan español en su centro de trabajo.

Luego, un portavoz de esa entidad -Ricardo Negrón- confirmó lo anterior, aunque informó que le proceso apenas está en su fase inicial de recopilación de información.


💬Ver 0 comentarios