Justin Verlander, ganador de 21 partidos para los Astros esta temporada. (AP)

Houston — Los Astros de Houston comparten una división con el jugador de la Liga Americana que más bases por bolas intencionales recibe: la estrella de los Angels Mike Trout. 

Pero a pesar de que Trout enfrentó a los Astros más que cualquier equipo en la liga, ninguna de sus boletos intencionales esta temporada vinieron contra Houston.

Eso es porque el dirigente A.J. Hinch no dio la orden para caminar a un bateador en esta campaña, convirtiendo a los Astros en el primer equipo en la historia de las Grandes Ligas en terminar el año con cero bases intencionales. 

"Parte es la comodidad con lo que he aprendido sobre añadir corredores en las bases gratis. Parte es de tener la suerte de no tener situaciones que han venido jugando un partido de la Liga Nacional y querer embasar al octavo bate para tirarle al lanzador o teniendo a Christian Yelich, Trout y jugadores de calibre en el momento menos indicado para embasarlos. Pero, la mayor parte ha sido por pura educación de lo que eso puede hacer para anotar y prevenir", expresó Hinch. 

Las bases intencionales se convirtieron en estadística en 1955 y Houston entró a la temporada 2019 con la marca de menos realizadas al dar cuatro la campaña pasada. Antes de que los Astros se apoderaran de la marca, los Reales tenían el récord con ocho en el 2016. 

La última vez que los Astros dieron una base intencional fue el pasado 17 de agosto de 2018, cuando Héctor Rondon caminó a Jed Lowrie en la octava entrada.

Los Marlins de Miami lideraron la liga con 52. 


💬Ver 0 comentarios