Los cortes accidentales de fibra óptica crean averías adicionales que afectan la señal móvil y el servicio de internet fijo. Los cables de fibra pueden estar soterrados, dentro de tubos identificados a menudo con el nombre de la compañía, o en el tendido eléctrico.  En la foto, Sheila Hernández, empalmadora de fibra óptica del contratista  Bermúdez Longo Díaz Massó.
Los cortes accidentales de fibra óptica crean averías adicionales que afectan la señal móvil y el servicio de internet fijo. Los cables de fibra pueden estar soterrados, dentro de tubos identificados a menudo con el nombre de la compañía, o en el tendido eléctrico. En la foto, Sheila Hernández, empalmadora de fibra óptica del contratista Bermúdez Longo Díaz Massó. (Vanessa Serra Díaz)

Claro, Liberty y T-Mobile se expresaron confiadas en contar con suficiente diésel para reabastecer los miles de generadores de los que depende la infraestructura de telecomunicaciones a seis días de que el huracán Fiona produjera un apagón general.

“No tenemos preocupación sobre los abastos de diésel en este momento. Entendemos que, entre suministros existentes y acuerdos establecidos con suplidores, debemos estar bien por las próximas dos semanas”, afirmó Naji Khoury, presidente y principal ejecutivo de Liberty,

Mientras, T-Mobile informó a Negocios que cuentan con abastos suficientes para alimentar los generadores donde no ha llegado el servicio de LUMA y, “en el caso en que hiciera falta diesel, nuestro equipo de emergencia de T-Mobile US está listo para trasladarse a Puerto Rico a abastecernos”.

Claro, que al igual que las otras proveedoras cuenta con acuerdos con suplidores de combustible, tampoco expresó inquietud y recalcó que continúa con normalidad su plan de reabastecimiento de generadores y tanques.

Lo que sí ha complicado la estabilidad de la señal móvil y los servicios de internet fijo son los cortes de fibra óptica accidentales, que se hacen más frecuentes con las obras de limpieza de caminos.

“Lo que se adelanta en restaurar o incluso lo que no tuvo impacto con el paso de la tormenta se atrasa con el corte accidental de fibra óptica. Urge una coordinación con agencias en trabajos de campo”, afirmó T-Mobile, cuya operación en Puerto Rico es liderada por Jorge Martel. “Esto está ocurriendo principalmente en el área sur y suroeste de la Isla”.

Exhortamos a toda la ciudadanía a no tocar ningún cable de fibra que vean en el piso y, si el cable tiene el logo de Liberty o de AT&T, por favor se comuniquen con la compañía con los detalles de la ubicación”, urgió, por su parte, Khoury.

Claro, a su vez, confirmó que algunos de sus cables de fibra óptica han tenido daños causados por terceros durante el proceso de limpieza de carreteras.

En cuanto al estatus de sus operaciones, Claro informó que su cable submarino y los anillos de fibra se mantienen al 100%; que la red móvil tenía ayer 95% de disponibilidad y 92% de los clientes conectados.

Mientras, el servicio de internet fijo subió a 80%, pero el número de clientes conectados debe ser menor por la falta de energía en sus hogares.

Del lado de Liberty, Khoury precisó que ayer en la tarde la empresa tenía 88% de las celdas celulares en funcionamiento.

La cantidad de celdas activas en las redes móviles puede variar de día a día de acuerdo con posibles fluctuaciones en los generadores o por cortes de fibra accidentales por terceros”, explicó.

Sobre ese particular, informó que en Guayama y en el área suroeste se registraron algunos de esos cortes, que dejaron fuera de servicio celdas durante la tarde y la noche del miércoles. “Pero nuestro equipo técnico trabajó para repararlos logrando restablecer durante la madrugada”, agregó.

A su vez, T-Mobile informó que casi todas las inspecciones de sus distintas instalaciones se habían completado para el miércoles en la tarde, con el plan de inspeccionar mediante drones aquellas de difícil acceso.

“Nuestras brigadas de expertos en emergencias continúan trabajando sin descanso en reabastecimiento de combustible, recargando baterías, despachando generadores portátiles en áreas que así lo necesiten”, enumeró T-Mobile sobre las gestiones de respuesta.

Sobre situaciones particulares, actualizó que se logró instalar un sistema de microondas en Jayuya para compensar por una avería de fibra óptica. En Naranjito y Las Marías resolvieron las averías que se habían detectado y se restableció el servicio. Mientras, el área noreste la reportaron “casi al 100%”.

En Puerto Rico, luego de que el gobierno no priorizara el restablecimiento de energía y de líneas para las empresas de telefonía e internet tras el huracán María, la Ley 5 de 2018 declaró las telecomunicaciones como servicio esencial.

💬Ver comentarios