(semisquare-x3)
(GFR Media)

Washington - La American Montessori Society (AMS) ve en la experiencia de Puerto Rico un ejemplo de cómo llevar ese sistema de enseñanza a las comunidades y, más recientemente, a la agenda programática de la educación pública.

En su conferencia anual, que tiene lugar este fin de semana en Washington D.C., la organización ha reconocido los éxitos del sistema Montessori en Puerto Rico, particularmente bajo el liderato del Instituto Nueva Escuela (INE), su fundadora Ana María García Blanco, sus maestros y las comunidades que le respaldan.

Ningún gobierno estatal o territorial tiene, como en Puerto Rico, una secretaría auxiliar dedicada a promover el modelo de enseñanza Montessori. “No tenemos ese tipo de apoyo a nivel federal”, dijo además, por su parte, el director ejecutivo de AMS, Timothy Purnell, un ex superintendente de escuelas de dos localidades distintas del estado de Nueva Jersey.

El pasado jueves, García Blanco recibió el premio anual “Living Legacy” de AMS, que se concede a las personas que han tenido un impacto extraordinario en el desarrollo de la experiencia Montessori. García Blanco habló ante un grupo de superintendentes de escuelas.

Gina Lofquist, directora senior de Educación para Maestros en AMS, consideró que García Blanco “entendió lo que Montessori puede hacer por su país” y ha desarrollado a través del INE “un modelo para desarrollar líderes”".

“Están mirando la política pública de Puerto Rico como una a emular, a ver si se puede replicar en distritos de Estados Unidos”, indicó García Blanco.

En Puerto Rico, ha indicado García Blanco, el INE -que asesora a las escuelas Montessori-, ha encontrado que “las comunidades tienen el 90% de las contestaciones a las preguntas más difíciles que nos estamos haciendo”.

La educadora puertorriqueña afirmó que “la integración de las familias a nuestras escuelas ha llevado a la creación de un grupo que se mueve como colectividad”, tanto en su funcionamiento en el INE como en sus reclamos al propio Departamento de Educación.

García Blanco sostuvo que el éxito de la educación Montessori está en lograr ambientes de paz de los que “salgan seres humanos comprometidos con el bien común”.

En Estados Unidos hay más de 500 escuelas públicas Montessori. En Puerto Rico, hay 45 vinculadas al sistema público de enseñanza.

En términos geográficos proporcionales, ninguna jurisdicción en EE.UU. compara con Puerto Rico, indicó Purnell. “Es una de las cosas más admirables”, agregó Purnell, cuya organización tiene 16,000 miembros en 70 países.

Purnell destacó el avance del sistema Montessori en ciudades como Cincinnati (Ohio), Sacramento (California) y en zonas del estado de Carolina del Norte.

Junto a García Blanco varias educadoras del INE han participado de la conferencia y ofrecido talleres. Por ejemplo, Annabel Martínez, directora académica del INE, y Jennyffer Toro, administradora, tuvieron a su cargo el taller “Un nuevo centro de adiestramiento para una nueva escuela”.

Martínez y Claribel Cora, mientras, ofrecieron un taller sobre literatura infantil, bajo el título “Formando lectores de por vida”. Regina Silva, guía de Montessori de Taller 2 y coordinadora académica del INE, tenía a su cargo el seminario “Cultivando el trabajo comunitario y la bondad en los ambientes de Elemental”.


💬Ver 0 comentarios