(GFR Media)

En China, golpeada por el coronavirus, no usar una mascarilla está muy mal visto. Ahora, drones equipados con altavoces están advirtiendo a aquellos que no siguen las reglas de seguridad de salud pública.

En la plataforma de microblogging Weibo, un video publicado por el canal de transmisión de Zhejiang News muestra un dron despegar y escanear el suelo en busca de infractores.

En una escena, identifica a una mujer mayor que no lleva una mascarilla. “¿No puede ver? Estoy hablando con usted. Póngase la mascarilla y váyase a casa de inmediato”, dice la voz cortés, pero firme del dron. La mujer parece confundida al principio y levanta la vista repetidamente hacia la máquina flotante, luego se pone la mascarilla y corre de regreso al edificio de apartamentos.

Imágenes publicadas por Global Times muestran a personas en zonas rurales de China avergonzadas públicamente por un dron por no usar una mascarilla o por aventurarse a salir innecesariamente. No está claro quién creó los segmentos.

“¿No es cómodo quedarse en casa, con comida y bebidas?”, pregunta una voz a un granjero en los campos de Mongolia Interior. “Ni siquiera llevaba una máscara”. El granjero sonríe, a lo que el dron responde que no es divertido, y agrega: “no salga si no es necesario”.

Los drones están siendo puestos en servicio a medida que China busca frenar la propagación del coronavirus, que ha infectado a más de 20,000 personas en el país más poblado del mundo. Muchos en línea aprecian el alivio cómico que brindan estos clips en un momento problemático, así como el uso práctico de la tecnología para acceder a partes remotas del país. Los escépticos, sin embargo, lo ven como una prueba más de una represión de las libertades individuales.

Los drones no solo vigilan a los rebeldes sin mascarilla: según informes de los medios chinos, los han desplegado en todo, desde la construcción hasta la agricultura.


💬Ver 0 comentarios