(semisquare-x3)
La Madre Teresa fundó la orden de las Misioneras de la Caridad en Calcuta en 1950. (EFE)

El gobierno indio ordenó allanar todos los centros de la Fundación de las Misioneras de la Caridad de la Madre Teresa tras el arresto de una monja y una empleada de un hogar para madres solteras, acusadas de vender un bebé.

El arresto, concretado el 5 de julio, se produjo tras la denuncia de una pareja, de que habían pagado 120,000 rupias ($1,760 dólares) a Anima Indwar, empleada del hogar regentado por las Misioneras de la Caridad en Ranchi, capital del estado oriental de Jharkhand.

La Policía dijo que recibió otras tres denuncias.

La ministra de Desarrollo de la Mujer y el Niño, Maneka Gandhi, ordenó la inspección inmediata de los hogares infantiles regentadas por las Misioneras, dijo el gobierno en un comunicado el lunes.

La vocera de Misioneras de la Caridad, Sunita Kumar, dijo que la organización estaba investigando, pero que no había “posibilidad alguna de la venta de un niño porque Misioneras de la Caridad dejó de entregar a niños en adopción hace tres años”.

Desde 2015, la congregación no está vinculada a la adopción debido a su desacuerdo con la nueva normativa del gobierno indio; que permite a personas solteras, divorciadas o separadas adoptar menores. Según datos oficiales, se registraron 3,011 adopciones legales en el año fiscal 2015-2016, con una lista de espera que superaba los 12,000 solicitantes.

Por su parte, la representante de la institución en Calcuta, Chandra Argawal, dijo desconocer el caso de Ranchi y aseguró que nunca había oído hablar de la venta de niños "en 50 años de asociación" con la orden católica.

La Madre Teresa fundó la orden Misioneras de la Caridad en Calcuta en 1950, y la obra instaló cientos de hogares para atender a los que ella llamaba “los más pobres de los pobres”.

Fue galardonada con el Premio Nobel de la Paz en 1979 y el papa Francisco la canonizó el año pasado, dos décadas después de su muerte.


💬Ver 0 comentarios