La guagua Dodge Ram de Jensen Medina Cardona fue captada por las cámaras de seguridad de Villa Marina en Fajardo.
La guagua Dodge Ram de Jensen Medina Cardona fue captada por las cámaras de seguridad de Villa Marina en Fajardo. (Captura)

El Ministerio Público en el juicio contra Jensen Medina Cardona, acusado de asesinar a Arellys Mercado Ríos, podrá utilizar la evidencia de la compra y venta de una guagua Ram, color negro, que presuntamente adquirió el acusado y que fue captada por las cámaras de seguridad de Villa Marina, en Fajardo, la noche de los hechos.

Así lo determinó hoy, jueves, el Tribunal Supremo de Puerto Rico al declarar no ha lugar una moción de reconsideración de los abogados defensa en la que solicitaban que se excluyera dicha prueba.

En síntesis, la evidencia -en poder de los fiscales Eduardo Beale, Jaime Perea, Dianette Aymat y Yamil Juarbe- es un documento de 15 páginas que contiene los detalles de la compra de la guagua que, presuntamente, realizó Medina Cardona en el dealer Benítez Chrysler.

Además, con la decisión del Supremo se permitirá, a su vez, que testifique el gerente de ventas y finanzas del concesionario, Rafael Bernal Martínez, quien ventiló anteriormente en el juicio que fue quien le vendió el vehículo de motor al acusado.

“Examinada la moción en solicitud de reconsideración presentada por la parte peticionaria (Jensen Medina Cardona), se provee no ha lugar. El Tribunal de Primera Instancia deberá continuar con los procedimientos en este caso sin mayor dilación”, resolvió el Tribunal Supremo.

Esta controversia sobre la evidencia de compra-venta del vehículo en cuestión comenzó el pasado mes de mayo, cuando el abogado Jorge Gordon Menéndez objetó que se presentara el documento durante el testimonio de Bernal Martínez.

Según Gordón Menéndez, los documentos que pretende presentar la Fiscalía de Fajardo son “copias” y, por lo tanto no constituía el documento original de la compra.

Resolución del Tribunal Supremo:

Cabe destacar que un panel de jueces del Tribunal de Apelaciones -compuesto por Olga Birriel Cardona, Fernando Bonilla Ortiz y Nereida Cortés González- determinó que si bien existe la controversia de la autenticidad del documento de compra, y que la Regla 1002, conocida como la regla de “la mejor evidencia”, requiere que se presente el original, la Regla 1003 también establece que “un duplicado es tan admisible como el original, a no ser que surja una genuina controversia sobre la autenticidad del original o que, bajo las circunstancias del caso, sea injusto admitir el duplicado en lugar del original”.

Además de su objeción por las copias, Gordon Menéndez alegó que Bernal Martínez no atendió personalmente a su cliente.

Sus constantes objeciones provocaron que se detuviera el interrogatorio del testigo y que la jueza Gema González denegara la admisión como evidencia el documento de 15 páginas.

La determinación de la jueza provocó que el Ministerio Público solicitara la paralización del juicio en lo que acudían al Tribunal de Apelaciones, pero dicha moción fue denegada. Desde entonces, el proceso judicial contra Medina Cardona continuó sin la admisión de dicho documento en el desfile de prueba y sin que se completara el testimonio de Bernal Martínez.

Tras la decisión del Supremo, el Ministerio Público ahora deberá culminar el testimonio de Bernal Martínez y sentar a testificar a tres personas que quedan por presentar en el juicio.

El proceso judicial continúa el próximo 20 y 21 de octubre en el Tribunal de Primera Instancia de Fajardo.

💬Ver comentarios