Sergio Ramírez
💬

Como si no existieran

Nicaragua ha sufrido en menos de dos semanas el paso desolador de dos huracanes marcados con las letras griegas Eta y Iota, entrando ambos por el mismo lugar del litoral del Caribe norte donde el segundo de ellos arrasó con lo que el primero había dejado en pie. En Managua, bajo las intensas lluvias, nombres como Bilwi, Lamlaya, Wawa Boom, escenarios de la destrucción, repetidos en las redes sociales, siguen sonando sin embargo lejanos.

Otras columnas de Sergio Ramírez

sábado, 26 de diciembre de 2020

Nicaragua: aquí no ha pasado nada

La falsificación de la realidad es de vieja data. No hay nada nuevo bajo el sol, ni siquiera las realidades alternativas. El poder absoluto establece sus propias falsedades como verdad, escribe Sergio Ramírez

martes, 8 de diciembre de 2020

El tirano que adoraba a la diosa Minerva

El dictador, y la manera cómo las vidas son alteradas y trastocadas bajo su peso sombrío, siguió pendiente en nuestra literatura como una obsesión que no había manera de saciar, escribe Sergio Ramírez

lunes, 9 de noviembre de 2020

Personajes fuera de los libros

Sergio Ramírez señala que cuando dejamos de mirar el todo, y entramos en las vidas de los individuos, es que surge la literatura

martes, 29 de septiembre de 2020

Agentes del enemigo

La ley de agentes extranjeros que va a aprobarse en Nicaragua no sólo viola las convenciones internacionales de derechos humanos, sino también la propia Constitución Política, señala Sergio Ramírez

 

Ups...

Nuestro sitio no es visible desde este navegador.

Te invitamos a descargar cualquiera de estos navegadores para ver nuestras noticias: