Edgardo Rodríguez Juliá
💬

Adiós, mundo necio

Queridos amigos, amigas y amigxs, todos, tod@s, todas y todes… Hoy me siento como se sintió el Vate, Don Luis Muñoz Marín, cuando chinchorreando por esas carreteras de montaña adentro se encontró con aquel rótulo que anunciaba, con todo descaro, el “Agapito’s Bar”. El Vate, indignado por la transculturación en Spanglish que ya se vivía, pronunció un discurso famoso. Yo, que por escribir sobre ese mismo Vate fui tildado de “patriarcal” y con ocultas ambiciones políticas -¡en quién estaría pensando semejante crítico!- tengo que escribir este artículo. Hay golpes bajos de dios que merecen un grito.

Otras columnas de Edgardo Rodríguez Juliá

lunes, 10 de enero de 2022

Me gusta el West Side Story de Spielberg

La nueva versión tiene los pies mejor plantados en la historia y la sociología, supera, es difícil admitirlo, la versión de Robert Wise, escribe Edgardo Rodríguez Juliá

sábado, 8 de enero de 2022

Horror en “YouTube”

Cayeron todos, el más bravo de ellos siempre fue el más flaco, quien alertado salió del negocio con el ‘don’. ‘¿Todo bien?’ les gritó el don a los cuatro que estaban en el suelo, escribe Edgardo Rodríguez Juliá

lunes, 20 de diciembre de 2021

Bad Bunny, discrepo respetuosamente

El “intro-documental” del espectáculo presentado los días 10 y 11 de diciembre en el estadio Hiram Bithorn es buena muestra del nacionalismo hueco que se proclama, solamente, de la boca para afuera, escribe Edgardo Rodríguez Juliá

sábado, 11 de diciembre de 2021

El correcaminos

Su celebridad Twitter y Facebook, televisiva e impresa, se convertiría en pesadilla. Su renuncia a la privacidad mediante aquella atronadora notoriedad lo había mordido, el perro rabioso le saltó encima, escribe Edgardo Rodríguez Juliá

💬Ver comentarios
Popular en la Comunidad

Ups...

Nuestro sitio no es visible desde este navegador.

Te invitamos a descargar cualquiera de estos navegadores para ver nuestras noticias: