Carlos E. Ramos González
💬

El caso LUMA: ¿contratos en piedra?

“¿Tú crees que eso está escrito en piedra?” Se trata de una frase popular posiblemente existente en todos los idiomas. Su origen la encontramos en varias instancias de la antigüedad, todas vinculadas a un propósito similar: órdenes que no deben olvidarse dispersadas por toda la polis o comandos de vida inalterables inscritos en la tabla de los mandamientos recibida por Moisés. Un contrato entre partes, es decir un acuerdo de voluntades, tiene el fin de asegurar el cumplimiento de las obligaciones que se asumen. De hecho, la Constitución de los Estados Unidos incluyó una prohibición para que los estados respetasen las obligaciones contractuales. Había mucho temor e inseguridad de que se incumpliese con deudas coloniales previamente adquiridas.

Otras columnas de Carlos E. Ramos González

viernes, 30 de julio de 2021

Vacunación obligada o el “derecho a infectar” a los demás

Los reclamos de derechos constitucionales para oponerse frente a la vacunación compulsoria, excepción hecha de los inmunocomprometidos y alérgicos a algún componente de la vacuna, equivalen a reclamar un derecho a infectar a los demás, escribe Carlos E. Ramos González

viernes, 2 de julio de 2021

Vacunación, libertad de culto y dignidad humana

La salvación podrá ser individual, pero también lo es el respeto a la dignidad de todos y todas los que habitamos en este planeta, escribe Carlos E. Ramos González

💬Ver comentarios
Popular en la Comunidad

Ups...

Nuestro sitio no es visible desde este navegador.

Te invitamos a descargar cualquiera de estos navegadores para ver nuestras noticias: