Luis Galanes
💬

Réquiem por un “gringo loco”

En 1980, cuando contaba con apenas veintitantos años, llegó a Vieques este gringo de Boston, blanco, jipi, de cabellos largos recogidos en coleta, judío, dicharachero, agradable, de buen parecer y también loco. No utilizo aquí el concepto de “loco” en su sentido coloquial, y mucho menos peyorativo, como sinónimo de alocado, insensato o descabezado. Tampoco lo utilizo en un sentido clínico, como para definir un trastorno de la razón. Lo uso más bien en un sentido filosófico, más cercano al uso que le dio Frederick Nietzsche en sus cavilaciones sobre el vínculo entre locura y verdad.

Otras columnas de Luis Galanes

domingo, 29 de octubre de 2017

El genio boricua en el huracán

El profesor Luis Galanes analiza la siniestra morbosidad estética de los puertorriqueños, a medio camino entre la atracción y la aversión, por presenciar un huracán de inmensa furia en cofradía de amigos y familiares.

💬Ver comentarios
Popular en la Comunidad

Ups...

Nuestro sitio no es visible desde este navegador.

Te invitamos a descargar cualquiera de estos navegadores para ver nuestras noticias: