Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Sobrevivió un cáncer durante su embarazo y ahora nos cuenta cómo fue su asombroso proceso de lactancia.

Natasha Laureano tenía 22 años cuando tuvo a su primera hija, a quien lactó hasta que la niña entró a kínder a los cinco años. Una experiencia que ella describe como “divina”. Y aunque en ese momento pensaba que no iba a tener más hijos, la vida le tenía guardada algunas sorpresas, unas más agradables que otras.

💬Ver comentarios