Sin ser categórica, la secretaria de la agencia considera la probabilidad de que el sistema educativo siga achicándose debido a la merma de alumnos

El Departamento de Educación reubicará en las próximas semanas a cientos de maestros de escuelas públicas en un esfuerzo por llenar las plazas vacantes que han surgido en el sistema educativo sin tener que recurrir a la contratación de personal adicional.

Pero el primer paso será determinar exactamente cuántas plazas vacantes hay y dónde están ubicados todos los empleados docentes, reconoció la secretaria de Educación, Julia Keleher.

Las interrupciones de labores académicas y administrativas y el éxodo de estudiantes y empleados, así como la inestabilidad en los servicios de telecomunicaciones y electricidad, han provocado desfases en las tres bases de datos que tiene Educación para recopilar la información de estudiantes, escuelas y empleados, indicó Keleher.

Ante esto, la semana pasada se emitió una directriz para que todos los empleados entren al Portal del Empleado en internet y validen dónde están trabajando.

“Los números en las tres bases de datos no cuadran, eso depende del usuario, (así que) inventamos otra manera de hacerlo. Damos tiempo (para certificar la información), estamos siendo responsables. Pero mi norte es, el Departamento existe para dar servicios a los estudiantes y, por lo tanto, voy a tener que reubicar personal. Y eso me va a provocar quejas y críticas, pero mi deber es asegurarme que cada niño tenga la oportunidad de aprender”, expresó la secretaria.

De acuerdo a los últimos datos disponibles, hay 979 plazas docentes vacantes en el sistema educativo, indicó la secretaria. Keleher argumentó que la cifra no es real pues se dieron cuenta que contiene puestos que se están solicitando por primera vez este semestre y no se trata de plazas que estaban ocupadas, como bibliotecarios “que la escuela no tenía”.

Ya unos 22,000 maestros han actualizado sus datos en el portal. De estos, solo 605 han validado que fueron trasladados de escuela tras el huracán, indicó la secretaria, quien estimó que deben faltar la información actualizada de 4,000 a 6,000 maestros.

La secretaria indicó que la baja en la cantidad de estudiantes continúa en aumento. Ayer, la cifra de estudiantes que se han ido de la isla era 24,469, precisó Keleher.

Aunque reconoció los derechos que tienen los empleados permanentes, Keleher indicó que se tomarán en cuenta otros elementos -los cuales no precisó- para ordenar las reubicaciones. Por ejemplo, la secretaria recordó la historia de un maestro transitorio de Aguadilla que pintó imágenes de superhéroes en las paredes de toda su escuela. Pero el semestre pasado un docente con plaza permanente de la misma materia fue asignado al plantel, y ahora el primer maestro podría será reubicado.

“Se debe tomar en cuenta esa relación que ese maestro ya tiene con sus estudiantes, ese compromiso. Tenemos que mirar varias cosas”, sostuvo Keleher.


💬Ver 0 comentarios