Vista de las instalaciones de la Casa de Cultura Ruth Hernández Torres, en Río Piedras. (GFR Media) (semisquare-x3)
Vista de las instalaciones de la Casa de Cultura Ruth Hernández Torres, en Río Piedras. (GFR Media)

La Legislatura Municipal de San Juan aprobó el proyecto de ordenanza número 33 que le autoriza a establecer un acuerdo con el Fideicomiso para el Desarrollo de Río Piedras para administrar conjuntamente la Casa de Cultura Ruth Hernández Torres.

En un comunicado, la Legislatura sanjuanera informó este sábado que la iniciativa tiene el propósito que la Casa Cultural Ruth Hernández Torres sea utilizada y conservada como Centro de Transformación Ciudadana Comunitaria en beneficio de la comunidad.

“Apoyamos esta iniciativa de la alcaldesa Carmen Yulín Cruz de la creación de los Centros de Transformación Ciudadana Comunitaria, que nacen de la necesidad de una respuesta inmediata de ayuda a las comunidades en caso de emergencia, como lo fueron los huracanes Irma y María”, indicó Marco Antonio Rigau, presidente de la Legislatura Municipal de San Juan.

“Ha quedado demostrada la capacidad de organización y proactividad de las comunidades en momentos de fenómenos atmosféricos, y es por esto que aprobamos este acuerdo con el fideicomiso, para de esta forma promover el bienestar social y mejorar la calidad de vida de las familias de San Juan”, subrayó.

El Fideicomiso para el Desarrollo de Río Piedras fue creado en virtud de las disposiciones de la Ley 75 de 1995, según enmendada, conocida como “Ley Especial para la Rehabilitación de Río Piedras”.

Tiene el propósito de hacer viable la provisión de recursos económicos para la obtención y rehabilitación de terrenos y propiedades elegibles con fines residenciales, institucionales, comerciales, mixto o culturales en Río Piedras.

La administración del Municipio Autónomo de San Juan ha determinado que resulta en los mejores intereses de la comunidad del sector apoyar las iniciativas del Fideicomiso para el Desarrollo de Río Piedras y así transferir la titularidad de la propiedad, para que pueda ser utilizada en interés y para el beneficio público, como Centro de Transformación Ciudadana Comunitaria.

Estos centros surgen como parte del compromiso de la administración municipal en fortalecer la capacidad de respuesta de las comunidades sanjuaneras y proveer de un espacio desde dónde manejar un plan de recuperación inmediata en una situación de desastre.

La implantación de los Centro de Transformación Ciudadana Comunitaria buscan, además, fomentar la resiliencia, promover el acceso a recursos municipales de apoyo y promover la adaptabilidad de las comunidades.


💬Ver 0 comentarios