Un grupo de Mochileando llegó al sector Las Margaritas en Salinas para repartir ayuda a los damnificados del huracán Fiona.
Un grupo de Mochileando llegó al sector Las Margaritas en Salinas para repartir ayuda a los damnificados del huracán Fiona. (Ramón “Tonito” Zayas)

Nota del editor: te invitamos a mantenerte bien informado durante esta emergencia. Accede libre de costo a todas las noticias y actualizaciones relacionadas con el paso del huracán Fiona por Puerto Rico. Gracias por apoyar el periodismo responsable. Suscríbete hoy.

Salinas. La llegada de un camión repleto de suministros significó un rayo de luz en medio de la oscuridad para los residentes de la urbanización Las Margaritas, luego que el río Nigua salió de su cauce y acaparó sus hogares a raíz de las lluvias del huracán Fiona.

Se trataba de la ayuda humanitaria que les prometió la fundación Mochileando 100x35, cuyo fundador, Wilson Santiago, convocó a los ciudadanos a ayudar a los más necesitados con entregas directas a las comunidades en un plazo de 24 a 48 horas.

El también bloguero e influencer precisó que un total de tres camiones, con suministros valorados en $18,000, salieron hoy a varios puntos del país. Además de Salinas, están visitando comunidades en Yabucoa, Maunabo, Hormigueros, Mayagüez y Cabo Rojo.

“Estamos entregando, agua, medicamentos, artículos de higiene, comida de bebé y juguetes para niños. Uno de los camiones también iba lleno de comida para perros y gatos, que va para el santuario San Francisco de Asís, en Cabo Rojo, que se inundó y tuvieron que entrar en bote”, explicó.

Para Wanda Janet Ríos Colorado, presidenta de la Asociación de Residentes de Las Margaritas, la ayuda recibida servirá para reforzar sus esfuerzos de ayuda a la comunidad construida en 1977 y que, desde entonces, ha sufrido seis inundaciones por fenómenos atmosféricos. En su mayoría, los residentes de la comunidad son adultos mayores.

La líder comunitaria anticipó que el grupo que dirige se encargará de repartir las donaciones y proveer comida caliente a sus vecinos, quienes esta mañana todavía sacaban agua con fango de sus hogares.

“Tenemos personas a las que nunca el río les había entrado a sus casas y sí se les metió esta vez”, lamentó Ríos Colorado, al tiempo que aseguró que su comunidad se levantará una vez más teniendo como bandera la solidaridad.

¿Cómo ayudar?

Hasta ahora, la fundación Mochileando 100x35 cuenta con 48 voluntarios, incluyendo a estudiantes de la Escuela de Medicina San Juan Bautista, en Caguas, atletas de la Universidad de Puerto Rico (UPR), entre otros.

“La gente se ha desbordado respondiendo. Son cientos de miles de correos electrónicos con mensajes de gente que está queriendo ayudar”, añadió Santiago, a la vez que destacó el papel fundamental que está jugando la diáspora puertorriqueña en estados como Texas y Pensilvania. “De la diáspora están llegando muchos mensajes de gente que quiere ayudar, que están haciendo trámite para enviar ayuda y enviar enseres a comunidades específicas”.

Sobre cómo las personas pueden unirse a su iniciativa, Santiago indicó que el centro de acopio localizado en Realty Realtors, en Santurce, estará funcionando hasta el sábado de 9:00 a.m. a 4:00 p.m.. Para la comodidad de las personas, la entrega de los donativos se realiza mediante servicarro.

El también empresario aseguró que los ciudadanos están buscando organizaciones como la suya para donar a las víctimas del huracán, debido a la desconfianza que existe sobre los esfuerzos de ayuda humanitaria que hace el gobierno.

“Desde que empezamos, mucha gente está bien cautelosa y haciendo muchas preguntas. Nosotros estamos haciendo un inventario de todos los artículos que recibimos y vamos a hacer un informe de esas donaciones en efectivo y los vamos a presentar a las personas una vez culmine. Las personas también quieren saber donde está llegando la ayuda, por lo que les estamos dejando saber qué entro y a dónde salió”, subrayó Santiago.

💬Ver comentarios