Al momento, al menos once personas han muerto y 31 fueron rescatadas al oeste de Puerto Rico.

La directora ejecutiva del Instituto de Ciencias Forenses (ICF), María Conte Miller, informó esta mañana que realizará las autopsias de 11 cadáveres recuperados ayer en aguas del océano Atlántico tras el naufragio de una embarcación en la que viajaba un grupo de indocumentados con destino a la isla.

La funcionaria confirmó que los cuerpos corresponden a mujeres y que el análisis se dará a través del uso de la tecnología CT Scan Post Mortem, así como mediante pruebas de ácido desoxirribonucleico (ADN).

“Hemos conformado un equipo de trabajo en un turno especial para realizar hoy todas las autopsias de las personas fallecidas en el naufragio. Tomamos las previsiones necesarias para que no se afecte nuestra operación regular. Los compañeros del turno regular trabajarán en los otros casos programados para hoy”, explicó Conte Miller en un comunicado de prensa.

“Establecimos comunicación con el Consulado de la República Dominicana en Puerto Rico en un esfuerzo para localizar las familias de las personas fallecidas y lograr su identificación”, abundó.

El naufragio ocurrió ayer, jueves, a unas 10 millas náuticas al norte de la Isla de Desecheo. El portavoz del Servicio de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, en inglés), Jeffrey Quiñones, precisó esta mañana, a preguntas de El Nuevo Día, que se recuperaron con vida 31 personas: 11 de ellas mujeres y 20 hombres. Cuestionado sobre si hay menores de edad entre los sobrevivientes, el funcionario respondió que no.

Al tiempo, detalló que 29 de los sobrevivientes son de Haití y dos de República Dominicana.

Ante eso, Conte Miller mencionó que las personas que entiendan que tenían algún familiar viajando en la embarcación naufragada pueden comunicarse al 787-765-0615 para corroborar identidades con el equipo de entrevistadores de la agencia.

Complejo operativo de búsqueda y rescate

El portavoz de prensa de la Guardia Costera de San Juan, Ricardo Castrodad, indicó que el operativo de búsqueda y rescate continúa durante esta mañana, ante la duda de si quedan más cadáveres o sobrevivientes en el agua.

“Vamos a continuar con la búsqueda con la esperanza de encontrar más sobrevivientes, ante el beneficio de la duda. Cada vez que pasa el tiempo eso (encontrar más sobrevivientes) es más difícil y la búsqueda se expande y se complica. Esperamos que esta mañana las condiciones estén un poquito más favorables y nos permita tener más éxito en ese particular”, aseveró el funcionario vía telefónica.

“La misión es compleja por la distancia de la orilla, desde donde ocurrió este siniestro. Estamos hablando de 10 millas al norte de Desecheo y ya tú sabes que esa isla está bien lejos de la costa oeste de Puerto Rico y ya de por sí eso es complicadísimo”, abundó.

Actualmente, el operativo se da a través de un esfuerzo en conjunto de múltiples agencias tales como: el CBP, las Fuerzas Unidas de Rápida Acción (FURA), la Guardia Costera, Personal de Emergencias Médicas y el Negociado de Manejo de Emergencias.

“Un avión C130 de la estación aérea Clearwater (en el estado de Florida), llegó ayer en la tarde y se integró en los esfuerzos de búsqueda. Eso es un avión de alto alcance que puede sobrevolar el área y tiene una capacidad de búsqueda mayor que los helicópteros y el barco”, puntualizó Castrodad.

Al momento de esta publicación, todavía no se tenía precisión acerca de cuántas personas viajaban a bordo de la embarcación, que, las autoridades presumen, realizaba un viaje ilegal.

💬Ver comentarios