Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.
La gran mayoría de los jóvenes desconocen que, al cumplir los 26 años, sus padres ya no tienen la responsabilidad de proveerles un seguro médico, por lo que tienen que buscar uno.
La gran mayoría de los jóvenes desconocen que, al cumplir los 26 años, sus padres ya no tienen la responsabilidad de proveerles un seguro médico, por lo que tienen que buscar uno. (Shutterstock)

¡Juventud divino tesoro! Así, reza la conocida frase cuando se añoran tiempos pasados. Sin embargo, este dicho tiene mucha razón: la juventud sí es un tesoro que, mientras más lo cuides, más puedes disfrutar de la vejez.

La salud es primordial a cualquier edad, en especial cuando se está en edad productiva, por eso es importante prevenir y contar con un seguro de salud. La gran mayoría de los jóvenes desconocen que, al cumplir los 26 años, sus padres ya no tienen la responsabilidad de proveerles un seguro médico. En ocasiones, eso suele ocurrir cuando sus progenitores los tienen dentro de un plan familiar o del plan médico que ofrece la empresa para la cual trabajan.

Como explicó Rafael Ortiz Quiñones, agente general de seguros, “si ya eres mayor de edad y no posees un seguro médico, es muy importante que sepas que no estarás cubierto ante alguna situación de emergencia o enfermedad”. Añadió que, muchas veces, los jóvenes desconocen este dato y no se dan cuenta de que, sin un plan médico activo, los gastos por hospitalizaciones, las pruebas de laboratorio, la toma de radiografías, las visitas a médicos y especialistas, y los medicamentos los tendrá que cubrir de su bolsillo. De no poder hacer el pago correspondiente podrían enfrentarse a demandas por cobro de dinero.

Los seguros médicos tienen varias alternativas de las cuales el joven puede escoger desde los 26 años:

  1. Bronce- tiene una prima mensual baja, sin embargo, tiene altos costos cuando necesite utilizar el seguro.
  2. Plata- las primas mensuales son moderadas, al igual que los gastos por costos de atención médica con el seguro de salud.
  3. Oro- la prima mensual es mucho más alta, pero tendrá acceso a cuidados avanzados pagando poco.

Además de escoger el tipo de póliza, los jóvenes deben considerar el tipo de trabajo que tienen. Si es empleado a tiempo parcial, puede escoger una cubierta que se ajuste a sus necesidades, como son las cubiertas de libre selección que no establecen como requisito completar cierta cantidad de horas trabajadas. Por otra parte, los patronos pueden ofrecer una alternativa a sus empleados dentro de una póliza o cubierta grupal. Existen casos en donde el patrono opta por aportar al empleado una cantidad fija mensual para la compra de su plan médico, de esta forma el empleado puede seleccionar su aseguradora, así como el producto que mejor se ajuste a su estilo de vida”, explicó Ortiz.

El presidente de Asegura, Inc., afirmó que, en la actualidad, se puede tener acceso a diferentes tipos de planes de salud con compañías variadas. Los requisitos son mínimos: ser mayor de edad, presentar evidencia o certificado de nacimiento y ser residente bonafide en Puerto Rico. Agregó que una persona puede suscribirse a un plan médico en cualquier momento del año con un período de espera de 90 días para utilizar ciertos servicios, excluyendo salas de emergencia. Igualmente, existe un período de suscripción abierta o suscripción garantizada todos los años del primero de noviembre a enero 15 del año subsiguiente con efectividad el primero de enero.

“Los accidentes ocurren cuando menos lo imagina y uno puede enfermarse en cualquier momento, no debemos esperar a que nos ocurran situaciones como estas para tomar acción. Busca la asesoría necesaria y la ayuda para seleccionar la cubierta que más se ajuste a tus necesidades”, exhortó Ortiz.

💬Ver comentarios