Un taxista de bicicleta pasea con su cliente entre edificios restaurados en La Habana, Cuba. (AP / Ramon Espinosa)

La Habana, Cuba - Los 500 años de la capital cubana serán celebrados a partir de esta noche con baile y fuegos artificales, en la que será la jornada de bienvenida al quinto centenario de La Habana, que se cumple mañana, sábado, 16 de noviembre.

El gobierno cubano ha preparado dos jornadas festivas a todo tope, como colofón a una semana de celebración de los cinco siglos de nacimiento de la ciudad capital, que ha incluido la visita de los Reyes de España, entre otros dignatarios.

El clímax del primer día de fiesta inició hoy a las 9:00 de la noche (10:00 p.m. hora de Puerto Rico), con la tradicional peregrinación de cientos de habaneros, que darán tres vueltas a la ceiba que marca el lugar de la fundación de la ciudad en 1519, echarán una moneda a sus raíces y pedirán un deseo, con la esperanza de que se cumpla.

Allí se espera que el historiador de la Ciudad, Eusebio Leal, ofrezca un discurso en honor al quinto centenario.

Para está tarde-noche se levantaron seis tarimas dispersas por todo el Malecón habanero, donde habrá espectáculos artísticos con lo más granado de la música de Cuba. Además, habrá un show de 15 minutos de fuegos artificiales, de los más espectaculares que se hayan visto en la isla en años recientes, según las autoridades.

La aparición de un invitado non-grato, un frente frío que viene desde el Golfo de México, ha provocado que los eventos (pautados para pasar de la medianoche, para que sirvan de bienvenida al sábado, 16 de noviembre, fecha de cumpleaños de La Habana) hayan sido adelantados por el mal tiempo. Así que no habrá madrugada de juerga como se tenía pleneado y se espera que poco después de las 12:00 las calles estén vacías.

El espectáculo de fuegos artificiales estaba previsto para justo la medianoche como recibimiento a los 500 años, pero por la lluvia que se espera se movió para las 9:45 de la noche hora local (10:45 p.m. en Puerto Rico).

El sábado se tiene planeada otra jornada de fiesta, con una gala por los 500 años a la cabeza, en la cual se dará por inaugurado oficialmente el remozado Capitolio capitalino. Allí el presidente Miguel Díaz-Canel recibirá a los visitantes que lleguen para la festividad, la cual se ha visto diezmada en brillo por la crisis política en Bolivia, dado que el depuesto presidente Evo Morales es un colaborador cercano de Cuba y era esperado en la actividad.

El gobierno cubano no ha escatimado en dar a la fecha el valor que se merece y con la asistencia de Rusia, China, Vietnam, la Unión Europea, la Unesco, y otros países latinoamericanos y del mundo árabe, han montado un programa de renovación que esta ciudad no vivía desde hace décadas, encabezado por la Oficina del Historiador dirigida por Eusebio Leal.

Se han desarrollado sobre 6,000 proyectos de construcción, cerca de 1,400 de ellos correspondientes a los sectores salud y educación, mientras que al comercio y la gastronomía corresponden alrededor de 900 iniciativas.

Dentro de esas edificaciones o espacios públicos se encuentran El Capitolio, la obra cumbre del aniversario 500, que con su monumental cúpula dorada marca el estilo de esta ciudad y que fue reparado con capital ruso.

Amplias zonas de La Habana Vieja también han sido reparadas y la apertura de nuevas instalaciones hoteleras de lujo, han dado al panorama capitalino una aire ecléctico que ha aumentado su magia.

Así se celebrarán cinco siglos de fundación de una ciudad que en su historia fue, entre otras cosas, centro de trata de esclavos de los españoles, propiedad por 11 meses de los ingleses, ocupada por Estados Unidos al ganar la Guerra Hispanoamericana y cuna del blanqueo de dinero de la mafia estadounidense.

Una ciudad que vio la caída del presidente Gerardo Machado, que vivió la huída de Fulgencia Batista tras el triunfo de la Revolución de Fidel Castro Ruz, que integró a su panorama la sobria arquitectura soviética, pero que nunca perdió su imponente arquitectura colonial española, el exquisito toque francés o el estilo de planificación neoyorquino.


💬Ver 0 comentarios