Ramón Clemente, delantero de los Vaqueros, lleva casi un mes sin ver acción y todavía no ha jugado en la serie final por Bayamón. (GFR Media) (semisquare-x3)
Ramón Clemente, delantero de los Vaqueros, lleva casi un mes sin ver acción y todavía no ha jugado en la serie final por Bayamón. (GFR Media)

El lesionado delantero de la Selección Nacional, Ramón Clemente, podría ver acción por primera vez en la serie final del Baloncesto Superior Nacional (BSN) este viernes en el quinto partido, cuando se reanude la acción del clásico entre sus Vaqueros de Bayamón y los Capitanes de Arecibo.

Fue al menos una de las ventajas del descanso forzoso de 10 días debido al compromiso del seleccionado nacional en la cuarta ventana de FIBA, que en el plano técnico pudo haber sacado de ritmo de juego a los equipos, pero al menos sirvió para que los jugadores con dolencias físicas descansaran y recibieran tratamiento médico. Así lo expresaron por separado el gerente general de los Vaqueros, Franklin Western, como el piloto de los Capitanes, Rafael “Pachy” Cruz, quienes además confirmaron que tendrán prácticas consecutivas hasta mañana, como preámbulo a la continuación de la final que regresa al coliseo Rubén Rodríguez de Bayamón.

Los Capitanes nivelaron la serie 2-2 el pasado 10 de septiembre con un triunfo 83-76 en el Coliseo Manuel “Petaca” Iguina, evitando así caer contra la pared previo al tercer receso del torneo.

“Después de que terminamos el último juego en Arecibo, cogimos dos días libres y los muchachos que estaban con golpes de la temporada, aprovechamos para que cogieran terapias”, dijo Western sobre los Vaqueros, que defendieron su “rancho” en el primer y tercer juegos de la Serie Final, mientras los Capitanes hicieron lo propio con el Petaca, en el segundo y cuarto partido.

Clemente reaparecerá

Western anticipó que Clemente (lastimado de su espalda baja) podría reaparecer aunque está consciente que después de tanta inactividad, será difícil recuperar su nivel de juego tan rápido.

“Él está ya practicando con el equipo. El viernes en la cancha veremos si puede aportar y ayudar al equipo, porque lleva mucho tiempo sin jugar. Es bien difícil, y créeme, yo sé lo que es, después de no jugar por casi un mes, entrar a una final. No te puedo decir que va a entrar y hacer el mismo trabajo de antes, pero yo sé que él va a tratar y dar el 100 por ciento”, dijo el gerente de los Vaqueros.

“Javi (Javier González) se lastimó un dedo en uno de los juegos en semifinales (ante Quebradillas) y hay varios jugadores con golpes, pero nada grave. Están recuperando”, añadió Western.

Javier Mojica e Ike Diogu fueron los jugadores de Bayamón que estuvieron activos en la ventana con Puerto Rico y Nigeria, respectivamente.

En Arecibo, el descanso también fue bienvenido aunque el dirigente Pachy Cruz está consciente lo difícil que es detener la marcha en una pausa tan prolongada. “Lo primero que hicimos fue tomarnos dos días de descanso, ya que el grupo llevaba bastante tiempo sin días libres. Los próximos tres días tuvimos trabajo físico, terapias y estiramientos. Siempre hubo algo de trabajo técnico y tratamos de hablar de cosas que hicimos bien y de las que no hicimos tan bien. Esta semana estamos más enfocados en el ritmo de juego, en ajustes que queramos hacer”.

El técnico arecibeño declaró que es difícil predecir el efecto de un descanso tan prolongado.

“Es difícil porque tampoco es que son tres o cuatro días, sino 10 días. Es muchísimo. Y ahora tratar de igualar el ritmo de juego, es difícil, pero uno trata lo mejor”, dijo Cruz, cuyo conjunto vio salir a David Huertas y Walter Hodge para jugar con Puerto Rico e Islas Vírgenes en la pasada ventana.


💬Ver 0 comentarios