Raymond Pérez

Tinta Boricua

Por Raymond Pérez
Triste final para el idilio Machete-Boras

Triste final para el idilio Machete-Boras

Una ‘listería’ que le hiciera el agente de peloteros, Scott Boras, al receptor boricua Martín “Machete” Maldonado evitó que el jugador de 32 años pudiera gritar la frase “Show me the money”, que Cuba Gooding Jr. y Tom Cruise hicieran famosa en la película Jerry Maguire, que cobró vida en 1996.

Diferencias de inversiones en las Grandes Ligas

Diferencias de inversiones en las Grandes Ligas

El gerente general de los Padres de San Diego en las Grandes Ligas, A. J. Preller, fue al mercado de la agencia libre y una vez lanzó su caña de pescar y su muy buena carnada en el anzuelo, logró atrapar uno de los grandes pescados disponibles.

Una cruzada que apunta a ser un proyecto de País

Una cruzada que apunta a ser un proyecto de País

A mí, si me preguntan, defiendo el postulado de algunos presidentes federativos que apuntan a que las federaciones están para velar por el desarrollo de atletas elites, de esos que aportan para el ciclo olímpico y que claramente exponen que las federaciones no están para montar ‘bailes de marquesinas’, hacer torneos en Fiestas Patronales, festivales, ni en las escuelas ni comunidades. Pudieran cooperar, pero no es su prioridad.

Con una buena baraja bajo la manga

Con una buena baraja bajo la manga

En diciembre del 2018, la Junta de Directores del BSN determinó que impondría un nuevo tope salarial de $40,000 para el torneo. A inicios de este mes, la Asociación de Jugadores aprobó un voto de huelga de mantenerse este nuevo tope salarial y la pasada semana su presidente, Carlos Rivera, insistió en que se debería jugar con el tope salarial del 2018, es decir $60,000. Un día más tarde de las declaraciones de Rivera, algunos apoderados del BSN volvieron a insistir en defender el tope salarial justificando que algunas franquicias no podrían cumplir económicamente con los compromisos de un tope salarial de $60,000. Y fueron a más… si los jugadores quieren resolver el asunto, que traigan soluciones.

$40,000 por jugar en el BSN, ¿buen negocio?

$40,000 por jugar en el BSN, ¿buen negocio?

Dos tormentas, de nombres Irma y María, junto a una Junta de Supervisión Fiscal impuesta por el gobierno federal, trajeron unos lodazales que amenazan con darle un azote a los cimientos del Baloncesto Superior Nacional (BSN), que no sufre un fuerte percance desde los tiempos del caso federal de David Ponce en 1984.