En esta foto de archivo del 26 de mayo de 2018, el venezolano Marwin González arroja su bate tras poncharse en un juego frente a los Indios de Cleveland. (AP)

Fort Myers — El venezolano Marwin González se convirtió en el primer jugador de los Astros de Houston de 2017 que ganó la Serie Mundial en realizas una disculpa pública debido a su rol en el escándalo de robo de señales, arrepintiéndose el martes después de reportarse a los entrenamientos primaverales con los Minnesota Twins.

"Estoy arrepentido por todo lo que pasó en 2017, por todo lo que hicimos como grupo, y por los jugadores que se vieron directamente afectados por nosotros por hacer esto y otras cosas", dijo González.

"Quisiera haber evitado todo esto, pero no hay nada que podamos hacer ahora", agregó.

La investigación de las Grandes Ligas a raíz de la alegaciones hechas públicas por el exlanzador de los Astros Mike Fiers resultó en las suspensiones de una temporada del dirigente A.J. Hinch y el gerente general Jeff Luhnow, una multa de $5 millones, y las pérdidas de trabajo de los puertorriqueños Alex Cora y Carlos Beltrán como pilotos de los Red Sox de Boston y los Mets de Nueva York, respectivamente. Ambos boricuas fueron partícipes del esquema de hurto de señas cuando Cora era coach de banca y Beltrán jugaba su último año en las Mayores.

El exabridor de los Astros Charlie Morton, ahora con los Rays de Tampa Bay, declaró el sábado su arrepentimiento de no realizar un mayor esfuerzo por detener el robo de señas en aquel tiempo. La mayoría de los Astros han evitado comentar sobre los resultados del informe de las Grandes Ligas.

González, utility que ganará $21 millones en su segunda temporada con los Twins, tuvo una de sus mejores temporadas con los Astros en 2017. Bateó para .303 con 23 jonrones y 90 carreras impulsadas en 134 partidos.

"No puedo controlar lo que la gente piense de mí. Puedo controlar lo duro que trabajo, y es de la manera que me prepararé para esta temporada", indicó González.


💬Ver 0 comentarios