(semisquare-x3)
(Luis Alcalá del Olmo)

Por orden del gobernador Ricardo Rosselló Nevares se dejará sin efecto -por seis meses- la expedición de multas por no certificar la instalación de los asientos protectores.

La multa hubiese entrado en vigor el próximo 1 de octubre y ascendía a $100.

“Ante el comienzo de este nuevo requisito para la ciudadanía, todavía existen en los ciudadanos dudas sobre la manera y forma en que se obtiene la certificación sobre instalación adecuada de los asientos protectores. De igual forma, no contamos con suficientes técnicos para atender la gran demanda para estas certificaciones y la ley debe ser aclarada para impedir cargas onerosas a las familias que transportan y comparten la tarea de cuidar niños”, dijo el primer ejecutivo a través de un comunicado de prensa.

En horas de la mañana, Rosselló Nevares había dicho en una conferencia de prensa que existía la posibilidad de que dilatara las certificaciones ante las dudas de los conductores.

En el comunicado, el gobernador dijo que la moratoria en la expedición del certificado permitirá trabajar nueva legislación. La moratoria será “hasta abril 2019 en lo que se trabaja con legislación aclaratoria”.  

El secretario de Asuntos Públicos y Política Pública, Ramón Rosario Cortés expresó que “por instrucciones del gobernador, esta semana estaremos presentando legislación para asegurar que se cumple con la intención legislativa de proteger a nuestros niños sin poner una carga onerosa en nuestras familias. La certificación deberá ser una muestra de orientación a algún miembro de la unidad familiar que evidencie que un miembro de la unidad familiar está capacitado para instalar asientos protectores y que pueda ser transferible”.


💬Ver 0 comentarios