Monserrate Santiago, expresidenta del Colegio de Químicos de Puerto Rico, explica cómo la corporación pública filtra el líquido.

En el proceso para limpiar el agua potable que suple a la ciudadanía, la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA) utiliza cloro residual que se aplica para matar las bacterias y evitar que las personas se enfermen, principalmente con condiciones gastrointestinales.

“Hay un sistema de bomba que le inyecta más cloro en el camino para evitar que se contamine y a la gente le dé diarreas. Los hipocloradores le añaden cloro al sistema. Entonces hay técnicos de la AAA que toman muestras en escuelas, hospitales y otros lugares para saber si el agua está bien o está contaminada”, indicó Monserrate Santiago, expresidenta del Colegio de Químicos de Puerto Rico.

La licenciada en química explicó que la corporación pública hace muestreos diarios y cuenta con técnicos, microbiólogos y químicos, entre otros profesionales, en cada una de sus regiones. A través de un sistema de filtración, dijo, el hierro presente en el agua se sedimenta y se puede atrapar, pero el manganeso requiere una concentración más alta para ser diluido.

De acuerdo con Santiago, hay elementos primarios que la AAA debe detectar y medir, como la presencia de bacterias coliformes fecales, plomo y cianuro. A nivel secundario, debe identificar otros elementos en el agua, como hierro y manganeso, entre otros.

Las épocas de sequía previo al patrón de lluvias que acompañó en estos días a la tormenta tropical Karen propició las características idóneas para que el agua que llega a los hogares de cientos de clientes de la AAA adquiriera el color oscuro y el sabor metálico que tanta preocupación ha levantado en la población sobre la calidad del agua potable, informó Santiago.

Estas características, dijo, ocurren cuando la concentración de hierro y manganeso es más alta de lo usual al no haber tanta agua para diluirlos.

“El afluente de nuestros abastos de agua, específicamente Carraízo, recibe lluvia y material vegetativo, que cuando se descompone trae hierro y manganeso. En altas concentraciones, específicamente en sequías, suben estos parámetros”, puntualizó.


💬Ver 0 comentarios