Hasta la zona llegó el alcalde del mencionado municipio Eduardo Cintrón para supervisar el área. (Ramón "Tonito" Zayas)

Guayama - Cerca de una docena de surfers aprovecharon esta mañana el oleaje en la playa Pozuelo, en Guayama, causado por la cercanía de la tormenta tropical Karen al sur de la isla.

Mientras los jóvenes tomaban olas entre cuatro a cinco pies, un nutrido grupo de habitantes de la zona costera se acercaron a la orilla para tomar fotos y vídeos con sus celulares a la marejada que fue disminuyendo mientras se acercaba el mediodía.

Hasta la zona llegó el alcalde del mencionado municipio Eduardo Cintrón para supervisar el área junto a su personal de Manejo de Emergencias. A su arribo, apenas quedaban surfers en el agua a la vez que el sol comenzó a calentar.

Algunos residentes llegaron hasta la costa de la playa Pozuelo para ver a los surfers. (Ramón "Tonito" Zayas)
Algunos residentes llegaron hasta la costa de la playa Pozuelo para ver a los surfers. (Ramón "Tonito" Zayas)

“Una vez las condiciones comiencen a empeorar, damos la alerta para que abandonen el área que, de ordinario, es un área de surfing”, dijo Cintrón a El Nuevo Día.

“Ellos se han movido de esta área a una continua porque se ven las olas más altas. Ahora mismo vemos cuatro o cinco surfers. En la mañana había más. Ellos mismos nos comentaron que se van a mover si el asunto se pone riesgoso. Pero, aun así, vamos a tener el personal de Manejo de Emergencias y la policía municipal para dar las alertas y evitar cualquier situación que lamentar”, agregó.

Hasta el momento, una persona ha sido refugiada en la escuela Francisco García Boyrie. Según Cintrón, se trata de una anciana junto a su tutora.

“El huracán Dorian, que gracias a Dios no tocó tierra, nos sirvió como preparativo. Así que estamos repasando los planes y atendiendo algunas cosas que se quedaron en el tintero. En estos momentos, estamos trabajando el asunto de las alcantarillas en los sectores, las quebradas. Algunos vecinos no han llamado con la situación de basura y escombro y los estamos recogiendo”, informó.

A Cintrón le preocupan el saldo de las lluvias que pueda dejar Karen en la zona montañosa del municipio.

“Nos preocupan los deslizamientos de tierra que puedan imposibilitar el tránsito en las carreteras. En el caso de Carite, una carretera que se cerró por el huracán María y se abrió hace una semana. Las personas tenían que ir por un Patillas por un tramo más largo. Me preocupa porque una parte no se arregló por parte de Carreteras, la 179. La PR 15 también es de deslizamiento, la 712. Ya mi personal está notificado para abrir camino por si se necesita. En la costa, el área de Puerto de Jobos y Mosquisto estaremos pendientes”, indicó.


💬Ver 0 comentarios